Azul Cielo - Fanfics de Harry Potter

 

 

 

Scifi books reviews y>


Azul cielo


El chorro de agua caliente le caía en la cabeza, las gotas de agua se metían entre sus dedos y mojaban su cabello castaño, le recorrían los hombros, la espalda, todo el cuerpo hasta la punta de los pies; se sentía tan bien estar en la ducha en ese momento sin pensar en nada en concreto, sólo disfrutando la comodidad de estar en silencio. Acabó de ducharse y cerró el grifo, abrió las puertas de vidrio, tomó una toalla que colgaba fuera y se secó un poco, se la enrolló al cuerpo y salió de aquél pequeño cubículo. Se acercó al espejo y limpió con una mano el vaho dejado por el vapor del agua, miró su reflejo y este le devolvió una triste sonrisa, y unos ojos azul cielo le reafirmaron esa melancolía. Se acomodó un poco el cabello con los dedos, una última sonrisa triste le fue devuelta y salió del baño.

Abrió la puerta con cuidado, él probablemente seguía durmiendo y ella no quería despertarlo, él con su sueño siempre tan pesado, recordó con reiterada tristeza. Pero al abrir la puerta lo vio sentado mirando el mar, ese mar inmenso, infinito que se veía desde su ventana, fuera todo estaba nublado, tan oscuro, tan frío, tan acorde con lo que ambos sentían. Miró su espalda desnuda, esa espalda que ella había recorrido tantas veces, con sus brazos, sus manos, sus labios, esa espalda que ya no le pertenecía más, si es que alguna vez le había pertenecido.

- ¿Pensabas irte sin despedirte? - le dijo aún sin mirarla, con una voz profunda que evidenciaba un corazón roto, pero sometido a su perpetrador.
- Sabes que no haría eso - ella aún recorría su espalda con los ojos tratando de grabar ese trozo de él en su memoria.
- ¿Por qué tanto silencio entonces? - preguntó aún sin mirarla.
- No quería despertarte aún, quería que descanses un poco más, ha sido una larga noche - tan larga que recordarla aún le dolía y encantaba a la vez, pensó.
- No será que querías evitar
- y aunque él ya no quería, no podía evitar que los reproches salieran de su boca.
- ¿Evitar más de tus reproches? - una lastimera sonrisa se esbozó en sus labios - No, no era eso, pero por favor podrías no seguir, no quiero pelear más, no ahora, no en este momento - las lagrimas pugnaban por salir de sus ojos, pero mientras ella las contenía y fingía una voz calma las palabras escaparon de su corazón - Y por favor deja de actuar como si fuera todo mi culpa, sabes que todo esto me duele igual que a ti.
- Entonces quédate - esto último lo dijo con un falso anhelo y con una falaz esperanza, y al fin volteó a verla. Fueron los segundos más intensos de todas sus miradas, azul con azul, mar con mar, dolor con dolor, y el mismo amor.
- Imposible - y aunque esa palabra era prohibida en su vocabulario, en este caso era necesaria.

Cortó ese contacto visual que la mataba y la mantenía viva al mismo tiempo, y se puso a buscar su ropa, esparcida al azar por toda la habitación en la prisa de entregarse uno a los brazos del otro, en la urgencia de saber que ese sería el último encuentro entre ambos, esa fugaz noche que ya era tan sólo un recuerdo. Encontró su ropa interior, su vestido negro y sus zapatos de tacón, y se los puso en silencio. Él ya no la miraba a ella, miraba tan sólo ese mar que no sería el mismo si ella no estaba a su lado. Ella mientras se vestía lo miraba a él tratando de marcar su recuerdo en la memoria. Termino de vestirse, tomó valor y se sentó a su lado, ambos tristes, divididos, mirando el mismo mar.

- Sabes que te amo ¿Verdad? - él miraba sus manos, sus bellas manos que él amaba besar y de las que se sostenía cuando todo iba mal.
- Lo sé - ella suspiró - Y yo te amo a ti, más de lo que he amado jamás, pero

- Ya basta de recordarlo ambos sabemos porque ya no podemos estar más tiempo juntos - la cortó levantó la vista miró esos ojos tan suyos y una nueva esperanza renació en él - Escápate conmigo - le dijo.
- No - ni siquiera se detuvo a pensar la respuesta, sabía que si él la veía dudar, la convencería de fugarse.
- ¿Por qué no? Podemos hacerlo somos los mejores - ella le desvió la vista otra vez.
- Nos cazarían de por vida - lo miró de nuevo una lágrima caía solitaria y silenciosa por la mejilla de él - Vamos uno de nosotros tiene que ser el responsable - le dedicó una pequeña y triste sonrisa - me duele más que nunca serlo, pero es necesario.
- Lo sé - ahora él corto la mirada.
- Te amo - susurró.

Con una última mirada a ese rostro que nunca olvidaría y sería en lo único que pensaría por el resto de su vida se levantó, tomó su cartera que estaba cerca, su abrigo y salió de ese departamento para nunca más volver.

- Te amo - susurró él, y se quedó mirando el infinito mar.









Azul Cielo - Fanfics de Harry Potter

Azul Cielo - Fanfics de Harry Potter

Azul cieloEl chorro de agua caliente le caía en la cabeza, las gotas de agua se metían entre sus dedos y mojaban su cabello castaño, le recorrían los hombr

potterfics

es

https://potterfics.es/static/images/potterfics-azul-cielo-fanfics-de-harry-potter-2498-0.jpg

2023-02-27

 

Azul Cielo - Fanfics de Harry Potter
Azul Cielo - Fanfics de Harry Potter

MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://potterfics.com/historias/26830
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

 

 

Update cookies preferences