¿De verdad me amaban? - Fanfics de Harry Potter

 

 

 

Teddy siempre se lo preguntó, se lo preguntaba a sí mismo y a los demás; en su mente no cabía la posibilidad de que sus padres lo quisieran. Ambos se habían marchado a pelear sin importarles el pequeño bebé que les necesitaba a su lado.

Su abuela siempre le había dicho que ellos lo habían amado muchísimo, y que aún ahora lo amaban donde quisiera que estuvieran. Pero él nunca le creyó; ¿Cómo un par de muertos lo amaban?, ellos ya no estaban, no sentían, no amaban, ni siquiera vivían; y cuando lo estaban se marcharon, lo abandonaron.

Harry también se lo había dicho; le había recordado que sus padres murieron haciendo un mundo mejor para él; pero no era suficiente; Harry también le había recordado que él también había crecido sin sus padres, por que al igual que Tonks y Remus, dieron su vida para que su hijo viviera. La única diferencia, según el mismo Teddy, era que él pudo crecer al lado de gente que lo amaba.

 

Esto lo hacia sentir un poco mejor, no era que su duda se disipase, pero lo hacia recordar a todos los que tenía a su lado, y los cuales le habían entregado su amor; un amor que quizás sus padres no le hubiesen entregado.

Andrómeda, su abuela, era la mejor abuela que pudo tener, se dedicó a cuidarlo y entregarse completamente a él a pesar de que ya los años calaban en ella; su cabello se había emblanquecido un poco con el paso del tiempo, y un par de arrugas ahora surcaban su rostro; pero a él le seguía pareciendo hermosa, la más hermosa de las abuelas, la más afanosa, la que podía desvelarse cuando había luna llena por los fuertes dolores de cabeza que sufría su nieto en esos días, y al siguiente día estar tan activa, tan sonriente, tan feliz, tan bella.

Su padrino; Harry, era otro que le había dado todo su cariño; el hombre de ojos verdes y gafas era su padre, tal vez no llevaban la misma sangre, pero eso no le importaba a Teddy, él lo quería como si lo fuese, lo había llamado papá un par de veces, pero el mismo Harry le había dicho que el único que merecía ser llamado así por él era Remus Lupin. Pero a Teddy no le nacía, no podía, Remus no era el que le había acompañado cuando compró su varita, no fue el que le enseñó a volar, no estuvo con él en la estación King Cross cuando fue por primera vez a Hogwarts, nunca le había enviado una carta siquiera; no el hombre que hizo todo esto era Harry. Uno de los mejores padres que había conocido; solía pasar bastante tiempo con sus hijos, los llevaba a ver partidos de quidditch, y siempre les escribía cuando estaban en Hogwarts; muchas veces sintió envidia de James, Albus y Lily, ellos si tenían un padre; hasta de Rose y Hugo sintió celos, Ron era otro buen padre, siempre estaba con sus hijos, no le importó dejar de ser auror con tal de pasar más tiempo con su familia, además era un tipo muy chistoso, los chicos siempre se reían de lo que hacia su padre, y eso a él también le causaba un tremendo dolor, por que nunca llegaría a saber como hubiese sido Remus Lupin de padre.

Ginny y Hermione, también eran grandiosas madres, y nunca les importó compartir su amor maternal con él; ellas siempre se preocupaban por que estuviera sano, feliz, que llevara buenas calificaciones; pero también se empeñaban en recordarle a su madre, Nymphadora Lupin, o Tonks como ellas la llamaban; siempre le decían que nunca dudara del amor que ella había tenido hacia él, pero no podía creerlo, no podía creer lo que no veía. Korean Beauty

 

No estaba seguro de cómo fueran ellos, muchas historias había escuchado sobre sus padres, sobre lo valientes que eran, lo mucho que se amaban, y lo mucho que lo amaban; pero él no lo había visto, no lo había sentido, así que no lo podía creer. De que existieron si estaba seguro, una vieja foto que guardaba muy bien, le recordaba que tal vez alguna vez tuvo padres; era una foto tomada cuando él aún era un bebé, tan bebé como cuando lo abandonaron; en ella salía un regordete niño que cambiaba de color su cabello, una hermosa mujer de cabello rosa chicle que sonreía demasiado, y un hombre un poco mayor que la mujer, de cabello castaño y ojos dorados iguales a los del niño, tenía una pequeña sonrisa, y muchas cicatrices en su rostro; atrás de la foto una leyenda decía: Dora, Teddy y Remus
juntos siempre.

¿Siempre?, si ellos se habían marchado antes de escucharle decir su primera palabra; antes de escucharlo llamarles papá y mamá.

Vic
esa fue su primera palabra, según todos los que lo escucharon lo dijo a penas vio por primera vez a la mayor de las nietas de Artur y Molly Weasley; después de eso empezó a decir muchas otras palabras; pero Vic había sido su primera palabra, y para él la palabra más importante que podía haber dicho; no había sido mamá, ni papá, no había sido Harry siquiera, fue Vic, el nombre del amor de su vida.

Esa noche había tomado una muy importante desición, había decidido que le pediría a Victorie, a su Vic, que se casara con él; estaba decidido y no aceptaría un no por respuesta. Se fue a dormir con está desición en su cabeza, apenas había cerrado los ojos cuando sintió una ráfaga de viento que entraba por su ventana, el frío hizo que se levantara, pero apenas abrió sus ojos notó una calida luz al pie de su ventana, la luz se fue haciendo más tenue, y en el centro de ella dos personas lo veían muy felices; estaban tomados de la mano y parecían un par de enamorados, eran identicos a el par que lo acompañaba en aquella foto que guardaba con tanto recelo. La mujer se acercó y posó sus labios en la mejilla de Teddy, se separó y le sonrió; por su parte el hombre lo despeinó tiernamente mientras le decía:

-Bien hecho hijo, veras como aceptará.

Su voz era ronca, pero amable, en su cara ya no había cicatrices, y una enorme sonrisa se desbordaba.

-Cuídala bien cariño, es una gran chica.

Esta vez fue la mujer la que hablaba, era tan encantadora, tan hermosa, y al igual que él hombre que la acompañaba desbordaba alegría.

Teddy se levantó quería abrazarlos, sentirlos decirles cuanto los había extrañado, pero antes de que lo pudiera hacer ellos regresaron hacia el umbral de su ventana y de nuevo la enorme luz los atrapó, y empezó a desaparecer; pero antes de que desapareciera totalmente escuchó como ambos decían a una sola voz: Te amamos, no lo olvides.

Cuando despertó, supo que no había sido un sueño; los sueños no solían ser tan bonitos. Era 1 de setiembre, primer día de clases en Hogwarts; y el sétimo año de Victorie, su futura esposa. Habían pasado 19 años desde que Harry Potter venció al que no debe ser nombrado; y 19 años desde que sus padres murieron por un mundo mejor para él.


Nace de una pregunta que pensé siempre se hizo el pequeño Teddy...

¿De verdad me amaban? - Fanfics de Harry Potter

¿De verdad me amaban? - Fanfics de Harry Potter

Teddy siempre se lo preguntó, se lo preguntaba a sí mismo y a los demás; en su mente no cabía la posibilidad de que sus padres lo quisieran. Ambos se habí

potterfics

es

https://potterfics.es/static/images/potterfics-de-verdad-me-amabanja-fanfics-de-harry-potter-3340-0.jpg

2023-02-27

 

¿De verdad me amaban? - Fanfics de Harry Potter
¿De verdad me amaban? - Fanfics de Harry Potter

MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://potterfics.com/historias/37654
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

 

 

Top 20