¿Mi nombre? Ah, sí...Mi nombre es... - Fanfics de Harry Potter

 

 

 

Introducción: La llegada...
Me desperté y lo primero que vi fueron sus ojos azulados...
Lo miro aturdida...¿Dónde estoy? ¿Dónde estoy?
Me sonrie y siento que me derrito. Reflexiono; no hay chicos tan guapos en mi clase, no conozco a ningún amigo mío tan guapo...¡¿Entonces quién era ese bombón que tenía delante?!
- Bienvenida, - me saluda - acabas de atravesar el espacio y llegar a la historia de Laura Gallego García. Me presentaré; soy Christian, de mote Kirtash.
¿¿¿QUÉ??? ¡O NO! ¡¡Me he dejado la calefacción encendida!! ¡¡Con que cuesta la luz...!! Y bueno, lo de atravesar el espacio...una situación tan normal como cualquier otra. ¡¡Aprovecharé para hacer una entrevista a los personajes de MDI!!
Me vuelvo hacia Christian.
- ¡¿¿Me firmas un autógrafo??! - grito eufórica. - No, espera...eso no es lo que quería preguntar...¡¡¡¿¿¿HAS DEJADO A VICTORIA POR MI???!!!
- Ehhh...- me lanzo hacia él y le abrazo apasionadamente.
- ¡¡TE QUIERO!!
- Niña, quita, que me estás despeinando...
- ¡¡¡TE QUIERO!!!
- Por todos los dioses...que pesá...
- ¡¡¡HAS DEJADO A VICTORIA POR MI!!!
- Claro niña...lo que tú digas...
En aquel instante aparece Alexander enfurecido.
- ¡¡Por todos los dioses!! ¿Quién está armando tal escándalo? ¡Y tú, Kirtash! ¿No estabas con Victoria?
- Vamos, colega, no te enfades...
- No, no, si no estoy enfadado...Venía a preguntarte qué haces para que las chicas se vuelvan locas por ti, porque yo estoy hecho un figurín y no hay forma...
- Ya ves. Será mi profesión...
- ¿Y ser asesino te da para comer?
- ¡¡Y para todo lo que quieras!! (Vicios, vicios, vicios...)
- Vaya...- no paro de mirarlos extrañada.
Dejo de abrazar a Christian y hago una reverencia al príncipe Alexander.
- ¡¡Aquí yo, para serviros!! - digo sacando un pañuelo de mi bolsillo y sacándole brillo a sus zapatos.
- ¿Y esta chiflada quién es? - pregunta él.
- ¡Soy la novia de Christian! - contesto orgullosa.
- ¿Eh? Niña, ¿que has tomado para desayunar?
- ¡Leche con cacao, señor! - se quedan mirándome extrañados. - Vale...confieso...también tomé galletas, la leche sola como que no...- siguen observándome pasmados - ¡Vale! ¡Ya sé que soy guapa, pero no es para tanto! - y se qudan aún más perplejos. - ¡¡MUAAAAAAAA!! - y me tiro a los brazos de Christian.
- Como se aprovecha la cría...- refunfuña el shek. - Anda, tira, pesá...
1. Entrevistas.
Me habían llevado a un castillo.
Estábamos en una habitación muy amplia.
- ¡¡Qué horror!! - exclamo.
- ¿El qué? - pregunta Alexander.
- ¡¿El qué va a ser?! ¡¿A quién se le ocurre pintar esta habitación de verde pistacho y rosa fucsia?!
- A mi no me preguntes, lo saqué de Bricomania...
- Nunca me gusto ese programa.
- Ya ves...quitaron esa semana "Los Lunnis" y bueno...
- Alex, ¿cómo podías ver los lunnis y no Shin Shan? - preguntó Christian indignado.
- ¡¡Porque Shin Shan es una perversión!! Yo soy un pobre inocente...
- Claro...- empezaron a discutir.
De repente aparece otro bombón de ojos veredes y rubio. No pude evitar un suspiro y me eché en sus brazos.
- ¡Oh, Jack! ¡Cuantas veces he soñado con este momento!
- Hola guapa - dice él automáticamente.
Le miro y veo que sonrie enseñando todos sus perfectos dientes resplandecientes.
- ¿A que soy guapo? - me pregunta.
- ¡¡¡SÍ!!!
- Creído...- intervienen Alexander y Christian que habían terminado de discutir.
- Sí, sí, lo que digáis queridos súbditos...
- Está así desde que logró transformarse en dragón - me explicó Christian.
- Nada que no se pueda solucionar yendo a un balneario junto a mi...- interrumpe una voz tras nosotros.
- ¡Victoria! - grito y cuando me giro me encuentro con su abuela.
- ¡¿Cómo resistirse?! ¡La única forma de alejarme de usted era convirtiéndome en dragón y salir volando! - le responde Jack.
- Vamos, vamos, muchacho, nos lo pasamos muy bien...
- Lo que usted diga señora...Aún no sé como sigo vivo después de verla en bikini...- murmura el chico.
Christian sonrie.
- Señora...- dije mientras le hacia una reverencia.
- Pero ¿quién es esta chiflada? - refunfuña Aile.
Al instante todos me miran.
- Es verdad, ¿quién eres? - pregunta Christian.
- ¿Yo? ¡Oh! Christian, me ha roto el corazón...¿No sabes quién soy? - pregunto yo.
- ¡Qué no! Niña, que nos digas quien eres...
- ¡Tu novia!
- ¿Mi qué?
- ¡¡TU NOVIA!!
- ¿Desde cuando?
- ¡¡DESDE QUE NOS CONOCIMOS!!
- ¿Desde cuando?
- ¡YA TE LO HE DICHO!
- Dime quién eres...
- ¿Eso se te pego de tu padre?
- Supongo que sí...Dime quién eres
- ¿Te dolió mucho?
- ¡No cambies de tema! ¡Que quién eres, niña!
- ¡Tu novia!
- ¡Joe, niña, que cortita! ¡Que le digas tu nombre! - interrumpe Alexander.
- ¿Mi nombre? - me giro hacia él.
- Preciosidad - me llama Jack y me vuelvo hacia él. - ¿Serías tan amable de decirnos tu hermoso nombre? - pregunta con una suavidad escalofríante y mirándome a los ojos.
- ¿Sólo mi nombre? - que quedo pasmada - ¡Yo por ti doy cualquier cosa, amado Jack!
- ¿Pero no se suponía que estabas conmigo? - pregunta irónico Christian.
- ¡Oye, que a Victoria no le ponéis tantas pegas! Jack es sólo un capricho...- digo sonriente - pero un capricho muy adictivo...
- Vaya novia...- murmuran Christian, Alexander y Aile.
- ¡¡¿¿QUÉ??!! ¡¿ME HAS PUESTO LOS CUERNOS?! - grita alguien por detrás.
Nos giramos. Era Victoria.
- ¡Te pierdo un segundo y te encuentro en pleno arrebato pasional con esa...furcia de pelo verde!
- ¿Pleno qué? ¿Arrebato pasional? - se queda perplejo el shek.
- Vaya..., me he equivocado, ¡de pelo castaño! Espera...ahora no pega...- Victoria seguía hablando consigo misma - ¡Bueno, da igual! ¡Con esa!
- Oye guapa, que tú estás con dos...- refunfuña Christian.
- ¡¡VICTORIAAAA!! - Jack corre hacia el unicornio y la abraza fuertemente. - ¡¡TE HE ECHADO TANTO DE MENOS!!
- Pero si no hace más de cinco minutos que me has visto - murmura la muchacha. - ¡¡Y tú, Christian!! ¡¡Me has roto el corazón!!
- Pero...Victoria yo...
- ¡¡NO LE HAGAS DAÑO!! ¡¡MATAME A MÍ, PERO A ÉL NO!! - interrumpo yo.
- ¡¿Pero quién es esta chiflada?! - pregunta nerviosa Victoria.
- No lo sabemos - contestan todos.
- Preciosidad, ¿se te olvida decirnos tu nombre? - insiste Jack sin dejar de abrazar a Victoria.
- ¿Mi nombre?
- ¡¡SÍ!! - gritan todos impacientes.
- Pues...
- ¡Va niña, que tardas más que los anuncios de antena tres! - dice Alexander.
- Pues...¿Christian te casas conmigo si digo el nombre? Es para que se entere el cura y pueda decir eso de "tal tal ¿quieres de futuro esposo a Christian Tara, bla, bla, puedes besar a la novia"
- ¿Qué niña? Creo qu estás fatal...¡¡Que a mi me mola Victoria!! - responde él.
- ¡¿Entonces por qué en Tríada le comes el morro a Gerde?! - pregunta furiosa Victoria.
- ¡Pero Vic!
- Déjalo, cortamos.
- ¡¡¡¿¿¿QUÉEEEEE???!!!
- ¡Christian, olvidala! ¡¡Yo te quiero!! - digo mientras le intento besar.
Él me mira extrañado y se aparta.
- Que pesá la cría...¡Que a mi me gusta Victoria, leñes!
- ¡Christian! - me lanzo una vez más a sus brazos - ¡¡Viviremos tan felices!!
- ¿De qué hablas cría?
- ¡De nuesto amor!
- ¿Qué amor?
- ¡¡EL NUESTRO!!
- ¿El nuestro? ¡Por todos los dioses y diosas! ¡Hasta por el séptimo! ¡¡¡QUE A MI ME GUSTA VICTORIA!!!
- No hace falta que sigas mintiendo...- le murmuro -. Todo el mundo sabe que estás loquito por mi...
- ¡Claro niña! ¡Calla y dinos tu nombre! - dice estresado.
- No hay tiempo, tengo que hacer unas entrevistas...
- ¿Entrevistas? - pregunta interesado el dragón. - ¿La prensa quiere saber de mi? Oh, soy tan famoso...
- Creído...- repinten todos.
- No, no, si no es sólo para Jack, las voy a hacer con todos...
- ¿Y para qué? - pregunta Aile.
- ¡Para subir nota de lengua! "trabajo extra"
- Anda que también...- interrumpe Alexander.
- ¡¡Vamos, vamos!! ¡De uno en uno!
Shail acababa de bajar por las escaleras y luego se sentó frente a mí.
- Buenos días...
- Buenos días...- respondió él en un murmullo.
- ¿Sabes que eres más apuesto de lo que me imaginaba?
- Gracias...Bueno, ¿qué quieres?
- Hacerte unas preguntas...
- ¡¡Yo no me comí la langosta de la nevera!! - estalló.
- ¿Qué langosta? - pregunto extrañada.
- ¿He dicho "angosta"? - pregunta con normalidad.
- Sí.
- No.
- Bueno, pues nada...
- ¿Empezamos? - me pregunta.
Afirmo con la cabeza.
- ¿Me firmas un autógrafo?
- ¡¿Qué?! ¿Un autógrafo? ¡Oh! ¡No me digas que soy tu personaje favorito!
- ¡Qué va! ¡Si a mi me gusta Christian! - contesto.
- ¡¡¡MUAAAAAAAAAAAAAA!!!
- ¿Qué?
- ¡¡Que no tengo fans!!
- ¿Anhelas la fama? - intervengo yo.
- ¡¡¡SÍIIIIIIIIIIII!!!
- Vale, otra pregunta...¿Qué querías ser de pequeño?
- Carnicero
- ¡¿Carnicero?!
- Sí
- Vaya...¿Por? - le pregunto sin aguantar la curiosidad.
- Mi padre siempre me decía;"Hijo, eres un cerdo" y mi madre decía;"Un carnicero te mataría y te echaría a la olla Express", por eso pensé que, si endo carnicero lograría...
- Vale, vale, déjalo. - le corte el rollo. - ¡Otra pregunta! ¿Cómo te sentisete al estar marginado en "La Resistencia"?
- Oh, bien, bien que yo de peque estaba "margi" así que al estar "marginado"...¡¡He crecidoooo!! ¡Qué felicidad!
- Que mal está...ehem...¿Y con las chicas?
- Oh, bien, bien; antes cuando las miraba ya salían huyendo, ahora me dejan acercarme y me dan una bofetada y todo. Que majas ¿no? - decía sonriente.
- Eeeeeh...Sí, sí. ¿Y con la magia?
- Oh, bien, bien, al principio no controlaba. Ahora tampoco, pero al menos no quemo a la sita...No sé por qué me tenía manía...
- Claro, claro...¿Y algún deporte?
- ¡¡¡¡¡¡¡¡EL BOXEOOOOOOOOOOO!!!!!!!!!!!! - gritó eufóricamente, mientras se ponía de pie de un salto, tirando con fuerza la silla.
- ¿El boxeo? - me extraño.
- ¡SÍ! ¡Me encanta ver como luchan entre ellos y como se dan de golpes hasta qeu uno cae medio muerto al suelo! ¡¡Es tan bonito!! Lo practico y todo, ¿sabes?
- Vaya...yo creía que Shail era una persona pacifista, que no usa la fuerza bruta, si no el diálogo y el buen talante...
- ¿Diálogo? ¡¡AL DIABLO CON ÉL!! ¡¡¡LO MEJOR ES EL BOXEO!!! ¡¡NIÑA APUNTATE, APUNTATEEEEEEE!!
- Eh...
- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡APUNTATEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEE!!!!!!!!!!!! - grita y me quedo pasmada; ¿seguro que ese era Shail?
- Ehhh...lo pensaré...- murmuro asustadiza.
Shail recoge la silla y se vuelve a sentar sonriente.
- ¿Qué...qué tal la pierna? - le pregunto.
- Fue una simulación; efectos especiales...
- Aaaaaaaaahhh...¡Me alegro!...y tu novia...eeh...¿cómo se llamaba? ¿Zaisei? Sí...¿no?
- Ah, no sé...- responde.
- ¡¿Cómo que no lo sabes?! ¡Es tu novia!
- Después de la escena del beso, huyó a "lavarse" los dientes y ya no volvió...Para mí que fue a comprar otro cepillo, con lo aseada que era...
- Ahhhhh...interesante, ¿hace cuanto que se fue?
- Dos meses y tres semanas; no encontrará el estilo de cepillo que le guste...Entre tú y yo: tenía unos gustos muy raros...
- Eh...sí, sí...pobrecito...
- ¿Algo más?
- Pues...¿Veías Formula 1?
- ¿Y quién no? ¡¡ALONSO EL MEJOR!!
- Pero si gano este año y tu seguías en Idhún - le repliqué.
- ¿Y a ti quién te dice que no hayan televisiones en Idhún?
- No sé...Intuición - le sonrio amistosamente -. Vamos, Shail, confiesa, ¿le intentaste tirar los tejos a Victoria?
- Eso se llama intimidad, niña - me reprocha él.
- VAAAAAAAAAAAA - insisto - UuUuUuUuU, te mola Victoria...¡¡Lo voy a pregonar!! - me dispongo a salir corriendo de la habitación cuando él me para.
- No por favor
- Entonces dímelo
- No
- Va
- No
- VAAAAA
- No
- ¡Pues vale! ¡¡¡Me voy a pregonarlo...!!!
- NOOOOOOOOOOOOOO
- Entonces va...
- Vale...lo reconozco...sí.
- AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA. DIOS, DIOSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSS, ¡¡¡QUÉ FUERTE!!! ¡¡¡¡¡LE INTENTASTE TIRAR LOS TEJOS A VICTORIA!!!!!!! - y mi chillido se oye por todo el castillo.
La cabeza de Christian asoma la puerta, extrañado, y le dirige una mirada asesina a Shail.
- ¿Estáis bien? - pregunta sin mucho interes.
- ¡¡¡CHRISTIAN!!! ¡¡¡QUE SHAIL INTENTÓ TIRARLE...!!! - el mago me tapona la boca.
- ¡Intenté tirar las lámparas! Que ya están muy viejas...¡Por cierto! Creo que necesita agua...- dice observando como me ponía morada al no poder respirar.
- Grrrrshailllllgrrrrr - gruño -, que me axfgrrrr...
- Creo que con que la dejes respirar será suficiente...- dice Christian amenazadoramente.
Shail me suelta al instante y me lanzo a los brazos de mi salvador.
- ¡¡¡CHRISTIAN!!! ¡¡ERES MI HÉROE!! ¡¡TE QUIERO, MI AMORRRRRRRR!!
- Ya está otra vez la cría...- dice.
Se separa con lentitud y me mira intensamente. Me acaricia la mejilla y desaparece.
¡¡DIOS, DIOS, DIOS!! ¡¡ME HA TOCADO LA MEJILLA, NO ME LA PIENSO LAVAR EN LA VIDAAAAAA!!
- ¡Y tú! ¡¡Casi me asfixias!! - le gruño al mago.
- ¡Y tú casi me mandas al matadero de cabeza!
- ¿No querías ser carnicero? ¡¡Pues toma, al matadero!!
- ¡Claro! ¡Anda que también...! ¿¿Algo más?? - pregunta enfadado.
- ¡No!
- ¡Entonces me voy!
- Bueno...espera...¿me haces un masaje?
- ¡¡Anda y que te den!! ¡Llama a tu querido Christian! - dice desapareciendo de la habitación.
Miro la lista de nombres. Llamaré al siguiente y este era...


Alexander me miró mientras se acomodaba en el sillón.
Hubo un tenso silencio.
- Buenas...- salude
- Niña, ¿qué quieres?
- ¡¡Una entrevista!!
- Y dale...¿No serás una espía de Ashran? - dijo mirándome a los ojos.
- ¿¿Yo?? Nooooo, ¡que va! Mire, yo voy a segundo A de la ESO, tengo muchos profesores y unas amigas que les encanta MDI, ¡Y hay una que le gusta Jack y no Christian! Bueno, los profesores son muy majos, exceptuando las claases de...
- Vale niña, no te he pedido que me cuentes tu vida...¿empiezas ya o qué? - gruñó Alexander.
- Tranki, no te pongas nervi que hay confi. - respondo y él clava sus ojos en mi como si le hubiese dicho algo en "Idhunaico antiguo!. - ¿Qué? Lo dice mi profesor de francés...
- Aaaaaaah...Eso es francés; que susto...
- Que va, que va, eso es castellano, significa: Tranquilo no te pongas nervioso que hay confianza...
- ¿Y todas esas estúpidas abreviaciones?
- ¡No son estúpidas! ¡Son divertidas! Yo no tengo la culpa que no estés a la última...- me quejo yo.
- Claro, claro...
- ¡Calla o te pongo al bolifolio!
- ¿Y qué es eso?
- ¡A copiar!
- ¿Pero no venías a hacerme una entrevista?
- Bueno, todo sea por defender a mi profe de francés...¡Encima que me ha puesto un notable!
- Bueno, pues yo me voy, porque al "bolifolio" no le voy a dar, así que...
- ¡NOOOO! ¡ESPERA! ¡Falta la entrevista! - recuerdo yo.
Alexander se vuelve con un signo de resignación y se otra vez se sienta en la silla.
- ¡Va, niña! ¡Que van a empezar "Los Lunnis"! - gruñe él.
- Vale, vale...¿¿Por qué te gustan "Los Lunnis"??
- Son muy entretenidos; te enseñan inglés...¡¡Voy a ser internacional, niña, y entonces aplastaré tu francés de nivel cero con mi inglés de categoria diez! Mira: One, Two...What your name?? I´m Alex, I´m pretty boy...
- Claro, claro...¿Algo más?
- Lubina es muy graciosa, es la mejor, la más guapa, la más simpática, la más...
- Vale...¿Viste Operación Triunfo?
- O sí, la mejor Lorena...
- ¡Cómo no! - refunfuño yo - a todos los tíos os gusta Lorena...
- Celosa...
- ¡Mira nene no me fastidies!
- ¡¡CE-LO-SA!! ¡Que todos los tíos se fijan en ella y de ti pasan totalmente!
- Perdona, ¡soy yo quien le da calabazas a todos!
- Segurísimo...¡Vamos, vamos! ¿Cúantos te han pedido salir? A lo largo de tu vida claro está...
- ...Tres...- murmuro y estalla en carcajadas.
- ¡TRES! JAJAJAJAJAJAJAJAJA, VAMOS NIÑA, NO TE DESILUSIONES, ¿Y CÓMO LOS CONOCISTES?
- Pues...uno...de la guardería...uno de la primaria...y otro...que no vale...
- JAJAJAJAJAJA
- ¡Oye, no te rías tanto! ¡Que yo sepa aún no has salido con nadie! - él enmudece - ¡¡TOMA, FASTIDIATE!!
- Esta te la guardo...- gruñó él.
- ¿Y qué te parecía Operación Triunfo?
- Bien, ahora estoy haciendo "BATUKA" - me parto de risa. - ¡¿Qué pasa niña?! ¿No puedo hacer "BATUKA" o qué? ¡¡También hago valet!!
- ¡¡Como Oliver Tuist!! Por cierto...¿cómo se escribe el apellido?
- ¡Y yo qué sé! Ni conozco a ese tal "Oliver Wuist"
- Wuist no, Tuist...
- Vamos, vamos, eso era un juego de pensar, ¿no?
- No sé...el tuister me suena...bueno, a lo que iba...
- VAAAAAAAAAAA, QUE NO LLEGO A LA CLASE DE INGLÉS CON LOS LUNNIS
- Ya voy...veamos...¿su conciencia le permite dormir sabiendo lo que hizo con su hermano?
- ¿Shail no te lo dijo? Efectos especiales.
- Ah, sí...ya me acuerdo.
- Encima, no es mi hermano, es mi hermana...
- ¿¿Hermana?? - me extraño.
- Una larga historia, niña...
- Bueno, pues nada, oye, a tu te gusta Aile, ¿verdad?
- ¿Aile? Por favor, esa me viene un poco mayor...¡Yo prefiero a Gerde!
- ¡¡Ni muertaaaaa!! ¡Yo sólo quiero a Kirtash! - oímos una voz que retumba en la habitación.
- Vale, después de este pequeño paréntesis..eheeem...dime, ¿Qué te pasará en MDI III?
- Oh, no lo sé...Tendré que ir al santuario de la Diosa Laura que adivina el futuro...
- ¿¡La Diosa Laura!?
- Sí, sí, niña. Se hizo una Diosa, es la Octava...
- Ahhhhhh...Un anillo pa controlarlos a todos...Ah, no, espera...¿qué digo yo?
- ¡Corre Sam, es el ojo de Sauroooon, nos persigue! - nos extrañamos por las vocecillas y nos asomamos por la ventana.
Impresionante. ¡¡¡¡ESTABA LEGOLASSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSS!!!!
Bueno, y también Frodo, Sam y Golum, el trío de la muerte.
- ¡¡¡¡LEGOLASSSSSSSSSSS, UN AUTÓGRAFO POR FAVORRRRRRRRRRRRRRRRRR!!!! ¡¡¡¡TE QUIEROOOOOOOOOOO!!!! - empiezo a gritar.
Alexander me coge y me sienta en la silla mientras cierra la ventana.
- ¡¡¡NOOOOOOOOOOOOOOOOOO!!! SI ESTO ES PEOR QUE LA TORTURA QUE LE HICIERON A CHRISTIAN - aullo yo.
- Niña, me estabas haciendo una entrevista...
- VALE, UNA ÚLTIMA PREGUNTA, ¿COMPRAS EN CONSÚM O EN MERCADONA?
- En mercadona, por supuesto, allí hay comida muy buena, por ejemplo...
- VALE, VALE, FIN DE LA ENTREVISTA - digo mientras me levanto de un salto, abro la ventana y me tiro al exterior, mientras corro por dos motivos:
1) Iba detrás de legolas.
2) Golúm venía tras de mi.
- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ORLANDO TE QUIEROOOOOOOOOOOOOOO!!!!!!!!!!! TE QUIERO, EN PIRATAS DEL CARIBE ESTABAS TO BUENO, Y EN TROYAAAAAAAAAAAAAAA, POR DIOS, ME FUNDOOOOOO...
- Amito, amito, una desconocida - Golúm me coge por la pierna.
- ¡AAAAA! ¡¡QUITA TUS ZARPAS DE MI!! - caigo al suelo, y cuando quise darme cuenta oí un "puf" y todos habían desaparecido.
- ¡NOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO! ¡¡¡ORLY!!! - chillo como una posesa. - MUAAAAAA....
Vuelvo a casa y me siento en el sofá, miro por la ventana sin mucha curiosidad y descubro el siguiente nombre. - ¡Que pase...!




-¡...Aile! - llamo.
- Ya voy niñaaaa...-dice ella desde alguna parte del castillo.
Suspiro resignada y miro por la ventana, esperando encontrar de nuevo a Legolas...Pero no estaba.
- ¡¿POR QUÉ SOY TAN DESGRACIADA?! - grito.
- Quizás porque estás metiendo el pelo en el café - interrumpe Aile que acababa de entrar por la puerta.
Bajo la vista...
- ¡¡¡¡AAAAAAA!!!! ¡¡¡MI PELO!!! ¡¡¡ME LO LAVÉ AYER!!! - y tiro sin querer el café encima de mi camisa blanca - ¡¡NOOOOOOO!! ¡¡LA CAMISA, LA CAMISA, QUE EL CAFÉ SALE MUY MAL...!!
- Bueno, niña, ¿vamos a empezar o te cuento cómo lavamos la camisa manchada de café?
- Mmmmmmmm...¡¡LA SEGUNDA OPCIÓN!! Mamá me matará si descubre que he manchado la camisa...
- Ayyyyy, por todos los dioses...Esto es humillante - murmuró Aile -. A ver, nena, quítate la camisa, la lavamos y empezamos la entrevista...
- ¡¿¿QUÉ??! ¡¿QUE ME QUITE LA CAMISA?! ¡Mire señora, a usted no se le ven ni na las intenciones!
- ¿Pero por quién me tomas? - replica ella - ¿No querías que te lavase la camisa? ¡Tendrás que quitártela para lavarla!
- Aaaaa, no, no
- Pues nada, como quieras...¿empiezas con la entrevista? Tengo un poco de prisa...- dice Aile.
- ¿Y mi camisa qué?
- ¿QUÉ? ¿Niña eres retrasada mental o qué? ¡Me acabas de decir que no quieres quitarte la camisa para lavarla!
- Es que...
- ¿Es que, qué?
- Shail está en la puerta...- contestó yo.
Aile se gira.
- Ve...venía a preguntarte una cosa, Aile - murmura Shail con timidez.
- Sí, claro, ahora quieres echarme los tejos a mi, ¿no? - decimos a la unésima Aile y yo.
- ¿Qué? Señora, ¿usted sabe que Shail intentó echarle los tejos a su nie...? - él me tapa la boca.
- ¿Nie...? - se extraña ella.
- ¡Nieve! ¡La he visto en las noticias! - responde Shail. Se agacha y me susurra:- ¡Me voy a cagar en to lo que se mueve, niña! ¿Por qué no pones un anuncio donde ponga "Shail intentó echarle los tejos a Victoria"?
- Oye, pues no es mala idea...- digo yo cuando me deja por fin hablar.
- ¡Ay, niña! ¡Olvídalo! - exclama y sale de la habitación.
- ¿Empezamos? - pregunta Aile.
- Eh...sí, da igual, ya me compraré alguna camisa por aquí; están de rebajas ¿no?
- Sí
- Vale...Pues, empiezo. Antes has dicho que tenías prisa ¿Adónde vas?
- Con mi masajista; una, que tiene la espalda hecha polvo, ya sabes niña...
- ¿Y qué tal lo hace?
- ¿El qué?
- ¡Los masajes! ¿Qué va a ser? - me quejo.
- Aaaah...sí...sí, los "masajes"...
- ¿Qué creías que era si no?
- Nada, nada, niña...- suelto un bufido de resignación.
- Bueno, ¿y qué tal lo hace?
- ¿El qué?
- ¡Los masajes!
- Ah...sí...los "masajes", pues, niña, lo hace muy bien...- decía mientras sonreía de una forma un poco misteriosa.
- ¿Y con qué lo hace? ¿Utiliza cremas?
- Mira, niña, eso se llama intimidad
- ¡Pero...! Si sólo preguto que si utiliza cremas para hacer el masaje
- ¡Olvídalo!
- Bueno, pues bien...Bueno...supongo que tu muerte en "Tríada" también fueron efectos especiales ¿no? - pregunto.
- Sí, sí, ¿a que te lo creíste?
- Sí
- ¡Seguro que soltaste alguna lagrimilla! - exclama ella feliz.
- Pues la verdad es que no. Creo que me alegre y todo; alguien sobraba en la historia y tú no me caías demasiado bien, por eso cuando vi que...
- MUAAAAAAA - se pone a llorar - ¡ERRES MUY CRRUEL!
- ¿Y ese acento? - pregunto extrañada.
- Estuve en Alemania y mirra, se me quedo el acento alemán...
- Aaaaa...¿Y usted qué hacía en Alemania?
- ¡¡Tomarrr el sol!!
- ¿En Alemania? - me quedo sorprendida. - ¿Allí no hace frío?
- ¡Y qué imporrta! Estaba tomando el sol, también estuve en la península Indochina, tomando el sol, y pol eso se me ha quedado el acento chino...
- ¿Y le gustó el viaje?
- O, yes, yes, it's very good...
- ¿Eh? ¿Muy bien?
- Hi! My name is Aile. I'm very good a football, I'm not very good a tennis...
- A que lo adivino, también fuiste a Inglaterra - digo.
- O yes, yes, it's very beautiful, "Inglaterra, Inglaterra" country very, very beautiful, is very good!
- Eeee...sí, muy bonito, ¿y qué tal en China?
- Me atacó un calamar gigante. Fue muy interesante...
- ¡¿Un calamar gigante?! - pego un brinco.
- O yes, yes, very big...
- ¿Y cómo se salvó? - pregunto interesada.
- ¿De la muerte?
- Yes - respondo.
- Pues, le puse dos velas negras y murió al instante "CALAMAR, CALAMARCITO, COMO NO HAS SIDO BUENITO, TE PONGO DOS VELAS NEGRAS, NEGRECITAS, PA EL CALAMARCITO MALITO" - recitó y yo aplaudo.
- Is very beautiful!!!!!! - digo secándome las lágrimas.
- Ya, ya, también me presenté a "Eurovisión" - dice campanante -. Pero las Ketchú me robaron el puesto.
- ¡Qué fuerte!
- Sí, qué triste...
- Pobrecita, ¡a mi me gusta tu canción! - le animo yo
- ¿Cantamos?
- SÍIIIIIIIIIII
- CALAMAR, CALAMARCITO, COMO NO HAS SIDO BUENITO, TE PONGO DOS VELAS NEGRAS, NEGRECITAS PA EL CALAMARCITO MALITO - cantábamos juntas - CALAMAR, CALAMARCITO, TÚ QUE HAS HECHO PUPITA, TE PONGO DOS VELITAS NEGRITAS PA QUE NO SEAS MALITO - seguimos la canción, nos ponemos de pie de un salto y Aile empezó a taconear mientras yo daba palmas - CALAMAR, CALAMARCITO, COMO NO HAS SIDO BUENITO, TE PONGO DOS VELAS NEGRAS, NEGRITAS, PA QUE NO SEAS MALITO - por la puerta aparece Alexander.
- ¡Por los dioses!
- CALAMAR, CALAMARCITO, COMO NO HAS SIDO BUENITO...
- ¿Os traigo la cabra? ¡Porque vamos! - gruñó Alexander - Bajar el volumen, que quiero ver "Los Lunnis" y no me entero...
- LUBINA, LUBINITA, COMO NO HAS SIDO BUENITA, TE PONGO DOS VELAS NEGRAS, NEGRECITAS, PA LA LUBINA MALITA...
Alexander se va a la velocidad de un rayo hacia la pantalla del televiso. Asomamos la cameza sin dejar de cantar.
- Hola amiguitos, hoy vamos a aprender los números en inglés. Repetri conmigo...- de repente, Aile y yo nos callamos. ¡A Lubina se le estaba hichando la cabeza! - OOOoooh, ¿qué me pasa? ¡Estoy malitaaa! - agonizaba sujetándose la cabeza.
- ¡LUBINA, NOOOOOOO! - grita Alexander.
- Os quier...- ¡PAF! suena en la tele. Esta vez sería la última de Lubina...Había explotado.
- NOOOOOOOOOOO - aulló Alexander enfurecido. - ¡¡¡¿¿DÓNDE ESTÁIS, BRUJAS??!!! ¡¡¿QUÉ LE HABEÍS HECHO A MI QUERIDA LUBINA?!! - empezó a correr tras de nosotras que caminábamos con rapidez por el castillo.
- LUBINA, LUBINITA, COMO NO HAS SIDO BUENITA, TE PONGO DOS VELAS NEGRAS, NEGRECITAS PA LA LUBINITA MALITA...-ibamos cantando mientras nos partiamos de risa.
- Chanananana, "Informativos Telecinco". Esta tarde, cuando todos estábamos presidiendo las clases de inglés de Lubina, la pequeña y querida Lubina ha tenido un peculiar accidente...- reía yo.- ¡Le ha explotado la cabeza! JAJAJA
- ¡¡OS VAÍS A ENTERAR, ASESINAS!!
- Corre, que nos pillará y todo...- dice Aile.
- ¡Esta es la mejor entrevista que he hecho! JAJAAJAJA - contesto.
Giramos a la derecha y nos refugiamos en el baño de las chicas.
- ¡Estamos en sagrado! ¡Ya no puede entrar!
- MALDITAS, CUANDO SALGÁIS DE AHÍ, VAMOS HA HACEROS COMO CENA DE NOCHE VIEJAAAAA
- Noooo - sonrío yo - Podeís cocinar a Lubina, no creo que le importe...
- ¡ESTA ME LA PAGAS, NIÑA ENDEMONIADA!
- Vamos, vamos, cachorritoooooo, no te enfades, si es una niña muy simpáticaaa - dice Aile.
- Eso, eso, soy muy maja
- ¿MAJA? ¡ASESINA ES LO QUE ERES! ¡LO QUE SOIS! - decía Alexander.
"Paf" Se oye nuevamente. Volvemos la vista a Alexander y descubrimos que está roque perdido. Detrás de él estaba Victoria con una sartén.
- La madre...- decía enfurecida - ¡qué bufidos! ¡me ha puesto la cabeza como un bombo!
- O, gracias, querida nieta - contesta agradecida Aile. - Hala, querida niña, sigue con tus entrevistas...
-¡O, sí! ¡Muchas gracias, Victoria! - digo yo - Y también a ti, Aile. Me lo he pasado geniallll...- y bajo corriendo las escaleras.
Cojo la lista y llamo al siguiente que era...





- Veo que hay una carta para ti...- me dijo la presentadora.
- ¡Qué bien! ¡¡QUÉ BIEN!! ¡¡¡UNA CARTA PARA MÍ!!! - exclamo yo.
- Y dice así:
Querida, amada y preciosa niña inocente, te comunico que
como nos vamos a casar, tienes que conocer a tu suegro.
Aunque la gente dice que es muy...eh..."rarito",
él tiene muchas ganas de conocerte pues vas a ser
la emperatriz de Idhún y claro...Bueno, ya sabes,
tiene muchas ganas de hablar contigo...
Espero que os llevéis muy bien.
Un besazo tu querido y amado prometido...
XXX Christian XXX
- ¡Bueno, querida, ya has oído! ¡Tu suegro está al llegar!
- ¿Mi suegro?
- ¡Sí!
- Vaya...le tendré que hacer la pelota...
- Me temo que sí, niña...
//////////////////////////////////////
- ¡Niña!
- ¿Qué...qué pasa...? - pregunto adormilada.
- ¡Yo también quiero una entrevista!
- ¿Eh? ¿De...de qué hablas...? ¿Entrevistas...? Pero si es de noche...
- Es de noche porque aún no has abierto los ojos, ¡niña!
- ¿Eeeeh...?
- ¡¡Que te despiertes, corcho!! - me zarandea bruscamente.
- ¡¡¡AAAAAAA!!! ¡PARE! ¡¡MI SUEGRO ESTÁ AL LLEGAR!!
- ¿Qué?
- ¡¡¡PROMETIDOOOOO...!!! ¡NO TE VAYASSSSSS...! ¡¡Nooooo!! - grito en sueños.
- ¡¡Niña, despiértate!! ¿Qué prometido ni qué leñes? - empiezo a abrir los ojo con pereza.
Era un hombre de pelo grisáceo y ojos grises (cómo no) y esos ojos hicieron que la piel se me pusiera de gallina...
- ¡¡EL MAESTRO!! - estallo
- ¿Qué maestro? ¡Niña! ¡Que soy Ashran el Nigromante!
- Aaaaam...creí que eras el maestro; el tío ese de Crónicas de la Torre...¿Lo has leído?
- Claro, yo soy culto, no como esa pandilla de enclenques a quienes entrevistas...
- ¡Aaaa, no! ¡¡Con mi Christian no se mete ni el Séptimo!! - replico enfadada.
- ¿Christian? Querrás decir Kirtash.
- ¡No! ¡Es Christian! - respondo yo.
- Christian, Kirtash...¿qué más da?
- Pues que Christian es mi prometido y que no conozco a ningún Kirtash...espera...¡Ese mote es de mi amado! - me doy cuenta.
Él se ríe.
- Claro, claro, el..."mote"...
- ¡Bueno! ¿Y usted a qué viene? ¿A criticar a mi amado prometido?
- Ah, no, yo vengo a por una entrevista...
- ¡Ah, a una entrevista!
- Sí, así que comienza, soy un libro abierto. - dice sentándose enfrente de mi sillón.
- Ugggg...vale, vale, - refunfuño no muy convencida. - ¿Cuáles son sus planes más oscuros?
- Gobernar el mundo, ¿aún no te habías enterado?
- Sí, sí, no soy cortita...ya lo suponía...
- ¿Entonces pa qué preguntas? Ay...
- Bueno, pero, ¿qué planea hacer en MDI III?
- Gobernar el mundoooooooooooooo
- Ehhh...sí...vamos, vamos, señor "Nigromante", seguro que usted tiene algún hobbie secreto, ¿cierto? - pregunto.
- Cierto. La verdad es que me gusta mucho ir a los casinos
- ¡¿A los casinos?! ¿¿Y gana?? - digo interesada.
- ¡Dices que si gano, jajaja! - dice riendo. - Y si no...Espero no pillar al jefe del casino - sonríe misteriosamente. - Gano. Tranquila.
- ¿Mucho?
- ¡Y tanto! ¿Cómo crees que he reformado mi Torre tan bonita?
- Con la magia de Victoria.
- ¡¡Efectos especiales!!
- ¡Otro con efectos especiales! ¿Hay algo que no sean efectos especiales?
- ¿Es una pregunta?
- No, no, bueno, ¿podemos hacer negocios? Quiero decir, yo compro la lotería u a ver si toca el sorteo del padre, y usted me da un treina por cien de los beneficios.
- Ni lo sueñes, niña.
- Joooo...- suspiro. - Bueno, ¿usted es un humano o es un dios? ¿Y Christian? ? ¿Es un humano o un dios? Tipo Hércules...
- Eso es secreto...¡Si lo quieres saber te tendrás que comprar MDI III!
- ¿Me lo paga usteddd?
- No.
- Joooo...- me lastimo. - Usted es un tacaño, ¡que tengo que ahorrar para comprarme un zulo de treinta metros de mayor! - gruño.
- Yo no tengo la culpa que tu mundo esté tan caro, ¡En Idhún estoy construyendo unos chalets monísimos! ¡Te los dejo a mitad de precio!
- ¿Y dónde están situados?
- En el anillo de Hielo, pero nada, ¿tú sabes lo bueno que es estar allí? En verano no tienes calor, y siempre puedes esquiar...
- Da lo mismo...¿Qué fue de su mujer? - pregunto cambiando de tema.
- Nos divorciamos - contestó Arhsan.
- ¿¿En Idhún existe el divorcio?? (O_O)
- Claaaro, es que aquí los terrícolas vienen como si estuviésemos en la edad prehistórica, y aquí estamos muy modernos...¿Has visto la tienda de Zara de la esquina? ¡Es de lo más...eh...eeeh..."guay"!
- Eeeeh...Todavía no, pero tengo que comprarme una camisa blanca...Bueno, ¿Y le dejaron la custodia de su hijo?
- Es que Yuyu le daba a la botella, ¿sabes?
- Aaaaammm...Era alcohólica.
- No, no, que va, ni una gota de alcohol...
- ¿Entonces?
- A a botella, el juego, el de dar besos, ¡No veas que infiel era!
- Aaaaam...ya, ¿y quién fue su abogado?
- Carlos Arguiñano.
- ¡¡¿QUÉ?!! ¡¿Pero no era cocinero?! - pregunto sorprendida.
- En sus tiempos mozos no. Es que se hizo abogado queriendo ser cocinero, quería trabajar en el bufet...¡Él creía que era bufet de comida! Ya vez...¡Seis años de carrera!
- Dios...
- ¿Qué dios? Como son siete...
- ¡Dioses! - rectifico.
- Así mejor. ¿Nos vamos a la disco?
- ¿A la disco? ¿Hay discoteca?
- ¡¡Claro que sí!! ¡Vamos, vamos, que nos cierran!
- Pero...¿usted no quería una entrevista?
- ¡QUE DESGRACIADO SOY! - exclama de repente Ashran.
- ¿Por?
- ¡Perdí a entrada a Pachá!
- ¿Pachá?
- ¡¡La disco!! ¡Ay, niña, que no te enteras!
- Ay, que quieres que diga. Yo no me voy de fiestas por ahí...¡Las celebro en mi casa! ¡¡Con guateque inclusive!!
- ¡No hay nada que Pachá en Las Islas Riv-Arneh!!
- ¡Mi guateque casero es mejor!
- ¡NO!
- ¡SÍ!
- ¡NO!
- ¡SÍ!
- ¡Que no, corcho! - Enmudecemos sin previo aviso.
- ¿Papá? - pregunta una voz extrañada.
Nos damos la vuelta...Christian.
- ¡¡AMADO, DILE A ESTE SEÑOR QUE MIS GUATEQUES CASEROS SON MUCHO MEJOR QUE PACHÁ!! - digo yo dando un bote y corriendo a abrazarle.
- Papá, ¿qué quieres? - pregunta él dejando que yo le abrazase.
- Niño, tú sabes que tu querido padre te echa mucho de menos y...
- ¿Cúanto quieres? - dice sarcásticamente el shek.
- Con doscientos euritos mi amor de padre puede esperar...
- Ayyy...¿Cómo he podido caer tan bajo? - suspiró Christian sacando de su cartera un fajo de billetes.
- Oye, Christian, ¿Sabes que me han pedido un adelanto por el pisito? - pregunto yo.
- ¿Qué piso?
- ¡El que nos vamos a comprar! ¿Serías tan amable de dejarme tres mil euritos?
- Tú lo que quieres es irte de compras...- dice Christian.
- Vale, confieso...sí. ¿¿ME ACOMPAÑAS?? ¡TE DEJARÉ METERTE EN EL PROBADOR!
Christian enmudece.
- No creo que...
- ¡¡Que sí, que sí, es que yo sola nunca puedo subirme las cremalleras de las camisas!!
- Eh...
- ¡¡OOOO, GRACIAS!! ¡¡ERES EL MEJOR!! - digo abrazándolo más fuerte.
- Niñaaaa...que...me rompes - dice afixiándose entre mis brazos.
- Bueno, querido hijo. Veo que no puedo hacer nada para que vuelvas a casa, así que no insistiré más. Gerde me ha preguntado que si puede dormir en tu cuarto, ¿qué le digo?
- Que si quiere mi cuarto que pague el alquiler - responde.
- Dice que si le dejas tus camisas...
- ¡Que se compre unas nuevas!
- Vale, vale, no insisto más...- dice pasando por nuestro lado. - Un besito a tu queridísimo papiiiiiii.
- Papá, no lo pienso hacer, ya soy mayorcito y...
- ¡OOOOHHH! ¿No le das un beso a tu padre? ¡Me rompes el corazón! Creo que lo mejor será que vuelvas a cas...
- ¡Ten! Cincuenta euros y déjame tranquilo - dice Christian poniéndole el billeye en las manos.
- Oooooh, ese beso puede esperar...¡Adiós cariñíiiin!
- ¡No me llames así! ¡Y no te lo gastes pronto que me voy a quedar más pibre que pobre como sigas visitándome a media noche!
- ¿Sabes qué? El otro día se me rompió el corazón viendo "Los Lunnis", Lubina explotó y...tengo que contratarme un psicólogo para superar el trauma...
- ¡¡TEN QUINIENTSO EUROS Y LARGO!! - exclama Christian empujándolo hacia la puerta.
- Vale, vale, nos veremos pronto, amorciiiiiiiitoooo.
- ¡Adiós! - responde y cierra la puerta de un portazo. - Es más pesado que Marco Antonio que mató un cerdo a peñizcos (Jajajaja, eso lo dice mi profesor de sociales)
Nos quedamos mirándonos a los ojos. Hubo un silencio...
- Christian...- murmuro.
- ¿Qué?
- Christian...
- ¿Qué pasa?
- Christian...
- ¿¿Te has rayado??
- Christian te has...
- ¿¡Qué me pasa!?
- ¡¡TE HAS CORTADO EL PELO!! - grito yo.
- Por los dioses, creí que me pasaba algo...
- ¡¡QUE GUAPOOOOOOOOOOOO!! ¡Y HAS SIDO TAN VALIENTEEEEE...!
- ¿Valiente? ¿Qué he hecho?
- ¡Has defendido mi guateque casero!
- ¿Yo?
- Síiiiiiiii, te voy a invitar a una copa de...¡"Fuego de Dragón"!
- Aaaaaaaag, no, nada de dragón - dice removiéndome el pelo con cariño. Y a ver cuando acabas las entrevustas, que empieza a ser hora de cenar...- y desaparece.
¡¡¡¡AAAAAAAAAAA!!!! ¡¡ME HA TOCADO EL PELO!! ¡¡ME HA TOCADO EL PELOOOO!!
- ¡¡ESPERAAAAAAA!! - se gira. - ¡¡FÍRMAME LA CAMISETAAAAAA!!
- Pero...
- ¡¡POR FAVOR!!
- Acaba las entrevistas de una vez y te la firmo. - responde dedicándome una de sus medias sonrisas. - Te estoy cogiendo cariño, niña sin nombre...
¡¡¡¡AAAAAAAA!!!!! ¡¡QUE MONO, QUE MONO, LE AMOOOOOOO!!
- ¡SÍ, SÍ! ¡¡AHORA MISMO LAS ACABO!!
- Pero si aún te quedan muchos por entrevistar...
- Por eso no puedo perder tiempo cariñíiiiiiiiiin
- Otra...- refunfuña entre divertido y molestado mientras sale de la habitación.
- ¡¡SIGUIENTE!!


- Ep, niña, que yo soy la siguiente. - Dice una voz detrás de mí, metiéndome un susto de muerte.
- ¡¡GERDE!! - estallo asombrada.
- ¡Correcto! ¡La magnífica Gerde, sexy bum-bum!
- ¡OOOOO! ¡Dime tus trucos para ligar!
En un abrir y cerrar de ojos, aparece un botiquín encima de la mesa. El hada lo abre y empieza a sonar una músiquilla de fondo.
- ¡Para ligar, guapa hay que estar! - sonríe automáticamente -. Bueno...es el eslogan...
- Ammm...
- ¡Primer paso! ¡Una bonita minifalda! - dice.
Con un suave movimiento de dedo las dos llevamos perfectamente unas preciosas minifaldas negras.
- ¡Segundo paso! ¡Una camiseta escotada!
En un segundo ya las teníamos puestas. Era una camisa de rayas blancas y negras que se abrochaba con botones, mientras que se ajustaba a la cintura.
- ¡Tercer paso! ¡Un cinturón! ¡Cuarto paso! ¡El pelo suelooo! ¡Quinto paso! ¡Unos zapatos o botas sexys! ¡Sexto paso, 212 sexy de Carolina Herrera! ¡Séptimo paso! ¡Un poco de maquillaje! y...¡¡¡Con Druni, guapísimaaaa!!!
Me miro al espejo. ¡¿ÉSA ERA YO?!
- ¡Por los Dioses! - exclamo ruborizada.
- Oseaaaaa, tíaaaaaaa, somos súper-mega-guays-de-la-muerte...¡Vamos a ligar!
- ¿Ahora? ¿¿Así?? ¿No vamos muy "provocadillas"? Encima, tengo que hacerte la entrevista, y...
- ¡Bueno, niña! Has conseguido mis trucos para ligar, ¿no quieres saber toda la técnica? ¡Encima! Sólo te he puesto mona...Si provocas o no ya es cosa de otras cualidades que dudo que tengas...
- Ehem...Bueno, ¡pues a ligar!
- ¡Entonces "A ligar, a ligar, vamos las dos pa' allá"! - murmura.
Miro a mi alrededor sorprendida.
- ¡AAAA! ¡EL CASTILLO! ¡HA DESAPARECIDO! ¿DÓNDE ESTOY? ¡¡¿¿Y MI AMADO??!! - grito desesperada.
- Traaaanqui, está allí - me responde señalando un punto negrito en la lejanía. - Nosotras estamos en el mercado
- Guaaaaaa
- Mira a esos dos...- susurra.
- ¿¿DÓNDE?? ¿¿DÓNDE?? - preguntó yo mirando para todos los lados.
- Ehem...Niña, sé un poco más discreta, nos van a oír...
- ¡HALA VA! ¿¿ESOS DOS??
- ¿No te gustan?
- ¡¡ESO ES UN CUERPO Y NO EL DE LA POLICÍA!! - les chillo descaradamente.
Ambos se giran.
- ¡Pero...! ¡Qué haces niña!
- MACIZORROS - sigo yo, ignorando al hada.
- ¡Calla, que los vas a espantar!
- ¡Guapetones!
- ¡¡¡¡Calla, niña, calla!!!! - estalla Gerde llevándome a un callejón. - ¡Así NO, NO Y NO! ¡Hay que ser sensuales! ¡¡No verduleras!! (Jajaja, viva mi profe Serafín, que lo dice tanto que ya se me ha grabado en el coco, jajaja)
- Si no te gusta tengo este; es mejor, ¡Eso es carne y no lo que le echa mi madre al estofaooo! Eso es más verdulera, ¿no?
- AAAAAAAA, ¡Ni se te ocurre decirles eso! - responde ella alarmada. - ¡Quien oiga eso va directo a la horca...pero por suicidio!
- Vale, vale, lo he entendido..¿entonces qué les digo? - pregunto.
- ¿"Les digo"? Querrás decir, "Qué le digo", el rubio es mío...- contesta sonriendo.
- A bueno, mejor, a mi me mola el moreno...- digo yo alegre.
- Bueno, mira, lo primero...Anda - me ordena.
- ¿Ando?
- Sí
- ¿Para qué? Sé andar...
- No, no es que no sepas andar, sino que tienes que andar sensualmente, no como un pato...
- ¿Sensualmente? ¿Es que hay diferentes formas de andar? - pregunto perpleja.
- ¡Sí! - contesta ella impaciente. - ¡Mira! ¡Tienes que andar moviendo las caderas!
- ¿Moviendo las caderas? ¿Tipo "Julaop"?
- ¡No! ¡Tipo "te voy a comer el morro"!
- ¿Eing? ¿Y cómo es eso? ¿Así? - pregunto yo mientras ando moviendo los labios tipo roedor.
- ¡NO! ¡¡Tipo "Quiero ligar. Ligar contigo"!!
- ¿Conmigo? Perdona, pero a mi me gustan los tíos...
- ¡NO! ¡Y a mi también! ¡Digo, que tienes intención de ligar; ligar con ÉL! - dice señalando al chico discretamente. - ¡Digo que le tienes que comer el morro a ÉL!
- ¡Perdona! ¡Pero yo tengo novio!
- ¡Por eso! ¡Es practica para tu novio!
- Mmmm...- murmuro confundida. - No sé...
- A ver, anda sensualmente...
Y yo empiezo a andar moviendo las caderas.
- Vale, veo que eres una chica...
- ¡Ey, claro que soy una chica! ¿No lo ves? - replico en un gruñidito.
- Sí, sí, bueno...Sigo. Tienes que andar recto hacia él, después te agachas un poco hasta su oído...
- Querrás decir que me ponga de puntillas; es más alto que yo.
- Eso, eso, y le dices: "Hola...
- Macizorro
- ¡No!
- Potorro
- ¡NO!
- Tío bueno
- ¡¡NOO!!
- Pues entonces...
- ¡"Hola guapo"! - estalla Gerde nerviosa. - ¡Le dices "hola guapo" sensualmente!
- ¿Moviendo las caderas?
- ¡¡NOOOOOOOOOO!!
- Pe...pero si tú me has dicho, que andar sensualmente es moviendo las caderas...
- ¡PERO...! AYYYYYYYY ¡QUE CORTA! - grita Gerde a punto de pegarse contra la pared. - ¡¡SENSUALMENTE!! ¡TIPO "HOLA GUAPO" SUAVEMENTE Y EN UN SUSURRO! ¡A ver, dímelo!
- ¡Pero tú eres una chica! ¡No te puedo decir "hola guapo" a no ser que seas travestti! ¡Encima, te tendría que decir "hola guapa" y eso suena muy mal con mi voz inocente...
- AAAAAAAAA, NIÑA, PIENSA QUE SOY EL MORENAZO DE ALLÍ
- Ah...vale, vale...Hola, guapo...
- ¡Muy bien!
- ¡Ahora vamos a por ellos! - digo yo triunfante.
- ¡¡Vamos!! - responde Gerde. - ¡El rubio es mío!
- Ya lo séee...
Cogemos y giramos el callejón. Miramos a los muchachos que se encontraban cerca de un puesto de manzanas charlando sin mucho interés.
- ¡Espera! - estallo yo de repente.
- ¿Qué sucede?
- ¿Podemos hacer como en el anuncio de colonia?
- ¿Qué colonia?
- Ah, no sé, esa que era de manzanas...
- Ah, esa, no, no, es muy arriesgado...Escucha, ahora vamos a silbar para llamar su atención y mas se giren hacia nosotras, les echamos unas miraditas de "te voy a comer" muy, muy, muy, muy, muy, muy indiscretamente, ¿ok?
- ¡OK!
Empezamos. Sílbamos. El rubio y el moreno se giran y nos miran extrañados. Les echamos unas miraditas de "te voy a comer" como decía Gerde. Caminamos al mismo ritmo, dando pasos no muy rápidos, no muy lentos...
- ¡Espera! - dice Gerde sin pararse. - ¡Mas les susurres eso de "hola guapo" le besas en la mejilla y no paramos de andar! ¿Comprendido?
- SÍIII - respondo. - ¡Ah, no! ¡Eso es infidelidad!
- ¡No, eso no es infidelidad! ¡Es practica! ¡Y va, que se nos escapan..!
- ¡Pero no puedo, le pondré los cuernos a mi prometido...!
- ¡Cocínese en su propio infierno sin tu amor, lloradle a ella y que se trague su dolor! - canta ella.
- ¡Gua, esa es Soraya! ¡Esa canción me encanta..! ¡Bueno, por una vez...VAMOS!
Nos paramos frente a los chicos (que nos siguen mirando extrañados), nos alzamos a la vez, y les susurramos la frase esa cutre de Gerde, y justo cuando le iba a dar el beso se gira y...¡ME BESA APASIONADAMENTE!
¡AAAAAAAAAAAAAA SOY UNA INFIEL, SOY UNA INFIEL! rebotaba en mi cabeza. ¡¡PERDONAME CHRISTIAN, LO SIENTO!! ¡Pero el chico besa muy bien...(ehem) ups, ¡¡AAAAAAAAAA, HE TENIDO PENSAMIENTOS IMPUROS!! ¡¡¡NO TENGO PERDÓN!!!
Se separa de mí y yo seguía pasamada mientras me atormentaba en la cabeza la simple idea de haberle puesto los cuernos a Chris...
- Casaros conmigo - dice el moreno.
- ¿CASARME?
- Sí...
- ¡PERO...! ¡SI NO TE CONOZCO DE NADA! - replico alterada.
- Ha sido un flechazo. Cupido me ha hipnotizado con vuestra belleza casi divina...
- ¿EEEEEEING? ¡¡ESTOY PROMETIDA!!
- ¡Oh! ¡Has dicho que sí! ¡Estás prometida conmigo!
- ¡No, no, no me has entendido bien! Yo quería decir que...
- ¡¡ESCUCHAD TODOS!! ¡ME VOY A CASAR CON ESTA PRECIOSIDAD! - estalla mientras me cogía en volandas
- Nunca pensé que te casases antes que yo...- comenta el rubio.
- ¡Si quieres hacemos una doble boda! - contesta Gerde mientras se avalanza a besarlo.
Se separan.
- TRATO HECHO, ¿Adónde nos vamos de luna de miel? A, por cierto...yo me llamo Richard y él Keko...Bueno, Sergio, o Sergi o Keko, como os dé la gana de llamarlo...(¡En serio, me han dicho que un diminutivo de Sergio es Keko O.O k flipación...!)
- ¡No me digáis que sois terrícolas! - interrumpo yo.
- Sí, vinimos buscando una fenrica libre...¡Y ya ves! ¡Encontré a esta! - sonrie alegremente Richard.
- Bueno, yo venía a por una normal, sin doble ración de queso y con champiñones, por favor...- dice Keko.
- ¿Eh? - nos estrañamos Gerde y yo.
- Tranquilas, es un tic, es que somos italianos y desde pequeño está traumatizado con una pizza así...Creo que se casó con ella en una de sus borracheras, ya ves, se llamaría "Sin doble ración de queso y con champiñones por favor"
- Eso será el nombre y el apellido...- respondo yo inocentemente.
- Ah...- musitó Gerde.
- ¡Vayamos de luna de miel a Italy! - estalla Keko. - ¡TU SEI IL MIO ANGELI, TI AMOOOOO!
- AAAAAAAA, AAAAAAAAAAAA, VÁMONOS POR FAVOR, GERDE, ESTO ME ESTÁ TENTANDO (¡Con lo que me gustan los italianossss T_T!) AAAAAAA, OTRO, OTRO PENSAMIENTO IMPUROOOOOO, ME VOY A METER A UN CONVENTO - grito histérica
- Vale, vale, ya nos vamos...- respondió Gerde. - Esta es mi dirección, ven a recogerme a las 22:00 y nos vamos a Italia...- le murmura a Richard.
- ¡Allí estaré! ¡Sei la mia notteeee!
- CIAOOOO, GUAPOS - se despidió Gerde sonriente.
Y con un chasquido de dedos regresamos al castillo.
- ¡NECESITO CONFESARMEEEEE! - estallo - ¡AAAAAAA! ¡NO LO SOPORTO! ¡MI CONCIENCIA ME ESTÁ MATANDO! ¡¡VOY A ESTALLAR!!
- Tranqui, tranqui...
- ...no te pongas nervi que hay confi - repito yo como aquella vez...
- Sí, eso, mira...Esto no se lo dices a nadie y fin. Tu prometido no se va a enterar. Oye, ¿has visto a Kirtash?
- ¿Kir...Kirtash? EEEEmmm..., no, no me suena que conozca a ningún Kirtash...
- Ah, vale, bueno...Gracias, hala, nena, ¡recuerda bien el eslogan! ¡Para ligar guapa hay que estar! - y con un movimiento leve se esfumó de la habitación.
- Joooo, si hubiese sabido esas técnicas de ligar, seguro que ahora estaría en la tierra de los elfos con Legolas...- murmuro disgustada. - Ayyyy...¡Que desgraciada soy en amores! Bueno...¡que pase...!








Jack

- ¡
Jack! - llame
- ¡Ya voy preciosidad! - rápidamente apareció el muchacho y se sentó de un salto en la butaca - ¡Pregunta lo que quieras! - dijo alegremente.
- ¡¡Que guapo estas hoy!! ¿Lo notaste? - digo yo sonriente
- ¡Pues claro! ¡Yo ya sé que soy guapo!
- ¡Ya!, pero hoy estas extremadamente guapo
quiero decir
que
bueno ya se sabe
que eres muy guapo. ¿Y tú secreto de esa preciosidad de ojos, de cara y de cuerpo? - sonrió
- Ya ves, hice un cursillo con Gerde

- ¿¡Con Gerde?!
- Claro
¡Para ligar, guapo hay que estar!
- Guaaaaaa, yo también hice el cursillo
bueno
¿Tienes novia?
- Ya sabes que si, lástima, porque si no
- me echa una mirada de arriba para abajo -
no digo nada, nada, que después se lo chivas a Victoria y se cabrea

- ¡Jo! - exclamo enfadada - Bueno, ¿y qué? ¡Casi te lias con Kimara! ¡Y a mi me das plantón!
- Hombre, tu misma lo has dicho
Casi; no me lie con Kimara

- ¡¡Pero eso es INFIDELIDAD!!
- ¿Infidelidad? ¿De qué? ¡Si no me lie con Kimara!
- Claro, claro
eso lo dicen todos
- me pongo a hacerme los cuernos - ¡¡¡INFIDELIDAD!!!
- Pero
sino paso nada
- Claro, claro
¡¡INFIDELIDAD!!
- Pero

- ¡¡INFIDELIDAD!!
- Vale, vale
no protesto

- ¡Ves! ¡Has confesado! Es que lo sabía
Anda que carita en el baile ese ¿eh? ¡Necesitabas un babero! ¡Si casi inundaste el desierto de babas! ¡Que se te iban los ojos!
- Eh, eh, de eso nadie me puede culpar
Yo simplemente miraba para aprender a bailar
- dice con una débil sonrisa sospechosa
- Claro, claro
tú lo que mirabas era otra cosa
- digo yo - ¡Victoria! ¡VICTORIA!
- ¿Qué..? ¿¡QUÉ HACES!? - grita Jack - ¡¡¡CALLA!!! ¡¡CALLA!!
- ¿VES? INFIDELIDAD, sino se lo podría contar

- ¡Pero que ella ya lo sabe!
- MUAAAAAAAAAAAAAAAAA, JACK ME DA PLANTÓN MUAAAAAAAAAA - me pongo a llorar como una magdalena
- ¡Vamos, vamos! ¡Tranquila! - dice abrazándome, mientras yo con una sonrisa maléfica pensaba en que mi técnica especial funcionó

- Ohhhh, Jack, Jack
¡Soy una descomprendidaaaaaa! - digo abrazándolo más fuerte
- Vamos mujer
no será para tanto...
- ¿Qué no? ¡Soy la más desgraciada en amores! Todos mis queridos están lejos de mi alcance
Orlando Bloom
Brad Pitt
¡Y seguro que el rubito de Crónicas de Narnia esta cogido y lejos
y tú también
¡Al final me iré con el de la pizza de sin doble ración de queso y con champiñones por favor
- ¿Quién?
- Uno, no importa
Jack, Jack, Jack
¡Que desgraciada! ¡Que desgraciada!
- Que
querida
¿podrías parar de apretujarme tanto? No puedo respirar

- ¡Uy! ¡Lo siento! - digo soltándolo. - bueno
a lo que iba. ¡La entrevista!
- Eso guapa. - contesta
- Haber
Jacky, ¿Puedo llamarte Jacky?
- Claro, claro, llámame como quieras.
- Bueno, Jacky, cuéntame
¿Y esos dos largos años en el que dejaste a Vic y te fuiste por ahí solito?
- ¡Gua! ¡Fue una pasada! ¡Tendría que repetirlo!
- ¿Em? ¿No echaste de menos a Victoria?
- ¿Cómo echarla de menos, mientras me acompañaba una pelirroja guapísima? ¡Encima, no iba diciéndome todo el rato lo que debía de hacer! ¡¡GEEEEEEEMYYYYYYY!! ¡¡VUELVE!!
- Vale, vale, ¿Y no te paso nada?
- Ya te lo dije, conocí a una guapa de Brasil. ¿Eso no es que te pase algo? ¡Si fue mejor que si me tocara la lotería!
- Bueno
aparte de esa, digo que si te vistes afectado por Kirtash
- ¿Kirtash? - dice irritado - ¡Pues claro que tuve problemas con esa serpiente! ¡Gemy se largo con él!
- Vaya
pobret; y Jacky, ¿De donde sacabas el dinerito para viajar?
- ¡Ja! ¡No me creerías
!
- Jo
va Jacky
- Tu piensa en una tarta gigante
- ¿Eras cocinero?
- NO, digo otra tarta gigante

- Em
¿Pastelero?
- NO, ¡otra tarta gigante!
- Ummmm
¿Trabajabas en el circo?
- NO, ¡Piensa! ¡Piensa! Haber
¿Qué te dice, una tarta gigante?
- Pues
no sé

- Una tarta gigante con contenido especial
- Mmmmm
¿Con frambuesas?
- ¡NO! Haber
una tarta
gigante, con contenido especial
que se utiliza en fiestas

- Mmmmm
¡De camarero en un cumpleaños!
- NOOOOOOOOO, ¡¡Niña, piensa, piensa!!
- Ummmm
emmmm
ammm
¡Ya está! ¡Eras un cocinero famoso, que se disfrazaba de camarero para fiestas de cumpleaños, presentando su tarta especial con contenido especial!
- NOOOOOO, NIÑA, NIÑA, que cortita, la madre de Dios
¡Una tarta gigante, con contenido muy especial, que se utiliza en fiestas especiales! ¿Qué te dice?
- Mmmm
emm
ammm

- STRIPER, NIÑA, ¡STRIPER! ¡LA MADRE DE DIOS! ¡QUE CORTITA!
- AAAAAAAA, ahora lo pillo

- ¿Jack? ¿He oído striper? - pregunta Victoria que asomaba su cabeza por detrás de la puerta
- Emmm

- Si, Vic, sabías que Jack trabajo de str

- ¡CALLA NIÑA! ¡CALLA! ¡VICTORIA NO LE CREEAS!
- ¿Eh? Jack, me empiezo a preocupar por tu salud, cada vez te veo más y más estresado
hala, me voy
- Victoria volvió a desaparecer
- ¿Cómo no voy a estar estresado? ¡Niña, casi me da un infarto! - me dije Jack
- ¡INFIDELIDAD!
- ¿Qué?
- INFIDELIDAD
- ¿eh?
- INFIDELIDAD
- Vale
se rayó
¡Niña! ¡Vuelve a la entrevista!
- INFIDEL
eee, perdón, me iba
bueno, Jacky, después de este pequeño paréntesis dime
JAJAJAJAJAJA
- ¿em? Niña, me empiezas a preocupar.
- JAJAJAJA, nada, nada, olvídalo
olvídalo

- ¿Olvidate de Jack? ¡No digas olvidar! ¡Que me recuerda al fic! ¡Tiene suerte esa tal Aycila como la pillase
!
- Aaaaa
Aycila
claro
claro
ejem
ejem

- ¿Pasa algo niña?
- No
no
ejem
ejem

- ¿Entonces, a que viene el ejem?
- Nada, nada
olvídalo
- ¡Que no me lo recuerdes!
- Aaaa
es verdad, olvidado
- ¡QUE NO ME LO RECUERDES! La sangre se me sube a la cabeza
- Vale, vale, olv
NADA, NADA. Uffff
ejem

- Bueno, ¿y la risita a que venía?
- A nada, nada
jejeje
bueno, Jacky, ¿quieres un bombón?
- Ya se que soy un bombón

- No, no, he dicho que si quieres un bombón
- Que ya lo sé

- GAESSSSS
- ¿Em?
- Nada, estaba imitando al anuncio

- ¿Tú ves mucho la tele, verdad?
- Un poco
me gusta más leer, sobretodo leer a Roran

- Aaaaaaaaa, el primo de ese
¿cómo se llamaba
?
- Eragon
- Ese, ese, vino con la novia
¿cómo se llamaba
?
- ¡Katrina!
- Esa, esa

- Es la mejor pareja de la historia, claro, que no pueden igualaros a el trío de MDI
- Si eso ya se sabía
Nosotros somos especiales
- Vosotros sois los mejores

- ¡Niña! ¡¿Y tú que hacías leyendo Eragon?! ¡Es la competencia!
- Bueno

- Haber cuando me lo dejas, que perdí el libro y me quede en la línea de Katrina, ¿quieres casarte conmigo?
- ¡A! ¡Ahora quieres que te lo deje! ¿No decías que era la competencia?
- Si
pero es que me quede con la intriga
- Gua, a mi se me saltaron las lágrimas ¡Que bonito, que bonito!
- Eso
restriégamelo un poco más
- Perdón
olvídalo
- ¡AAAAA! ¡NO ME LO RECUERDES!
- Lo siento
ejem

- ¿Y que le dice?
- Adivínalo

- ¡NO! ¡Le dice que no
! ¡Que fuerte!
- Bueno
esa es tu teoría
¿Quieres un bombón?
- Emmm
si, si. - le paso el bombón - gracias
empezaba a tener hambre, ¡llevamos una hora sentados! ¡Vamos ha hacer ejercicio!
- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA, ES UN MILAGROOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! - oímos desde alguna parte del castillo. Era Shail. Nos asomamos a la puerta y miramos como el hechicero bajaba de cuatro en cuatro los escalones. - ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡VA A VENIR!!!!!!!!!!! ¡¡APARTAD, ME VOY A LA PELU, DESPUÉS ME VOY AL CORTE INGLES!!!!!!!!
- Shail, cómprame una camisa por favor - digo yo
- ¡SI NIÑA! ¡DEWWWWWWW! - y desapareció por la puerta
- ¿Qué le habrá pasado? - nos preguntamos Jacky y yo
- Pues que la novia va a volver para cenar, así que, niña ves terminando con las entrevistas - dice irritado Alexander
- ¿No me digas que sigues enfadado por lo de Lubina?
- ¡No menciones a Lubina! - dice y se encierra en su habitación de un portazo
- Bueno
Jacky ya lo oíste, tengo que acabar las entrevistas
así que llama al siguiente para que baje, ¿Ok?
- Ok, ¡EEEEEEEE,

.. BAJAAAAA QUE LA NIÑA TE VA A HACER LA ENTREVISTA!
- Ya voy

Victoria

- Bueno, ¿empiezas? - Victoria se sentó sin mucho interés, mientras se lijaba las uñas; ni siquiera me miró.
- Hola
- saludo yo - mmmmmmmm
que día tan bonito ¿no?
- Ponle la mano encima a Chris y te enteras; ¿entendido? - dice sin hacerme caso.
- A, no, no y no, Chris y tú habéis cortado, ¡puedo hacer lo que quiera! - digo sonriente
- JAJAJAJAJAJAJA - ríe sarcásticamente - no te lo crees ni tú, Christian es mío
- Ni muerta - respondo - ¡encima! ¡tú tienes a Jacky!
- ¡Pero yo necesito dos novios! - replica Victoria
- ¡Tienes un morro que te lo pisas! ¡pues vete con Alexander! ¡¿yo que quieres que diga?!
- JA - sonríe con malicia - ¡NO! ¡yo no quiero a Alexander! ¡si por lo menos le quedara herencia! ¡pero, no! ¡no y no! ¡encima, Christian me hará la emperatriz de Idhún!
- ¡AAA! ¡Lo siento, llegue antes que tú! ¡CHRISSSSSSSSSS AMORRRRR! - grito. Al cabo de unos segundos aparece Christian en la habitación - ¡¿Sabes que esta diciendo esta?! ¡que le perteneces!
- ¡NO! ¡YO NO HE DICHO ESO MI VIDA! - corre Victoria.
- ¿AAAAAA? ¿MI VIDA? PERDONA, PERO A MI NADIE ME GANA DICIENDO PALABRAS ROMANTICAS, ¿VERDAD, CARIÑO? - estalló yo
- ¿Cariño? ¡AMORCITO!
- ¿AMORCITO? ¡MI NIÑO!
- ¿MI NIÑO? ¡MI
! ¡ayyyyyyyyyy! ¡no se me ocurre nada!
- Toma - replico yo sonriente. Christian nos mira a ambas.
- No pertenezco a nadie - dice fríamente - espero no tener que repetirlo.
- Chris
- murmura Victoria - ¡¡es esta cría!! ¡que no para de comerme la cabeza!
- ¿Perdona? ¡yo no he hecho nada, Chris! - digo - ¡solo soy una pequeña niña inocente!
- ¿Niña inocente! ¡roba novios, eso es lo que eres!
- ¡Victoria, ya vale las dos! - dice Christian enfadado
- MUAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA CHRIS, CHRIS, YO NO HE HECHO NADA, SOLO DIJE QUE DÍA TAN BONITO MUAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA - digo llorando a pleno pulmón.
- Claro, claro, ahora llora, arpía roba novios
- murmura Victoria
- ¡Victoria! - gruñe Christian - va, niña, no te pongas así.
- AFFF
necesito un pañuelito
- digo entristecida
- Ten
- me pasa uno el shek - espero que esto no se repita - y sale de la habitación
- ¡Que bien actúas, cría roba novios! - exclama Victoria
- ¡NO SABES QUE HAS HECHO! ¡TE VOY A SACAR TODOS LOS TRAPOS SUCIOS EN ESTA ENTREVISTA! - grito - empecemos

- Empieza - murmura Victoria
- ¿No crees que eres muy egoísta al UTILIZAR a dos chicos tan fantásticos? Y digo UTILIZAR
- Yo nunca los he utilizado - replica Victoria
- ¿A no? 1. le comiste la cabeza a Chris para que abriera la puerta. 2. ¡le comiste la cabeza a Jacky para que no se liara con Kimara! 3. le cegaste a Christian y por eso traicionó a los suyos y fue TORTURADO 4. ¡bien que te aprovechas de ellos! 5. les tientas y después le das calabazas

- ¿TENTAR? ¡¿Cuándo?! - dice ella enfadada
- ¡En la torre Kazlunn! ¡en los baños termales! no es de buena educación espiar a una dama cuando se baña ¡en las cordilleras cambiantes! ¡cuando le comiste el morro a Jacky! ¡en el bosque de Awa! ¿quieres que siga? - digo en tono sarcástico
- ¡Ay, yo que culpa tengo si soy tan guapa y les cautivo con mis suaves movimientos! - dice sonriendo
- JA, ¿guapa? JAJAJA, ¡no te lo crees ni tú! - sonrío - eres más fea que los varu que están calvos como el atún.
- ¿QUÉ? ¡ESTA TE LA GUARDO! - dice Victoria enfurecida
- Vamos, Victoria se veía desde lejos que intentabas liarte con Ashran el Nigromante; ¿algo que objetar?
- ¡Claro! ¡yo solo le pregunté donde estaba su hijo!
- Y bien que se te iban los ojos

- ¿A MI?
- Si, no era suficientes dos novios, tenían que ser tres
- sonrió diabólicamente - corre, Vic, que se te puede escapar

- ¡Pero!
- AAAAAAA, claro, claro, ¿no es tan joven como Chris, no? Ooooooohhhhhhhhhh, que lástima, pero mira, se positiva, ¡así podrás ser la reina de Idhún!
- Pero

- Y dime Vic, ¿no te sientes mal al recordar que hiciste con el pobre chico ese, que quería ser hechicero? - digo alegremente - ¡le condenaste al pobrecito!
- ¿Yo? ¡NO!
- Encima, ¿te has revisado la cabola? ¡te suelen dar unos yuyus muy raros cuando parece morir alguno de los dos chicos! ¡QUE CASI MATASTE A CHRISTIAN! Y fue con una espada de casi un metro, ¿eh? ¡que abrasaba la piel! ¡ASESINAAAAAAAA!
- ¡Pero, pero
lo hice casi inconscientemente!
- Aaaaa, tu misma lo has dicho, casi encima, él diciéndote te quiero ¡LA PRIMERA VEZ QUE LO DICE EN TODA SU HISTORIA! ¡y tú hala, amor, comete la espada!
- ¡MALDITA CRÍA ASQUEROSAAAAAAAAA! - grita Victoria - ¡te voy a dar una cornada que te voy a mandar de nuevo a la tierra!
- ¡AAAaaaaaa, claro, claro! ¡esa es la suerte que tuviste, que no estabas en la Tierra, que sino, denunciada por intento de asesinato y a la cárcel!
- ¡JAJAJAJA! - estalla en carcajadas coléricas - ¡ANTES DE METERME EN LA CÁRCEL, LOS CERDOS VOLARIAN!
- Ups
mira por la ventana - digo sonriendo por la casualidad. Se gira.
- ¡UN CERDO VOLANDO! - estalla perpleja
- Directa a la cárcel
- sonrío
- ¡¿Directa a la cárcel?! ¡JAJAJAJA! Conquistaría al jurado.
- JAJAJAJA, claro, claro
- rió irónicamente
- Clarísimo, con mis ojos especiales y mi carita de
- no pudo acabar la frase, yo me adelante
- De vampiresa asesina - sonrió burlonamente - encima, el brillo de tus ojos no lo podrán ver - digo sacándole la lengua - en cambio, la CICATRIZ DE MEDIO METRO que le dejaste a Christian si.
- Diré que estaba medio insconciente

- Eso, eso, con la marihuana que cosechabas en el jardín
¡que normal que se te fuera la cabeza!
- ¿LA QUÉ? ¡¿MARIHUANA?!
- Vamos, vamos, no te hagas la tonta, que tú veías muchas alucinaciones, y pudo observar en sus ojos azules una chispa de amor JAJAJAJA, claro, claro, antes de ver una chispa de amor yo sería Miss Universo

- ¡Claro, claro! Envidiosa, diré que estaba medio loca

- Eso, eso, directa al manicomio

- ¿AL MANICOMIO? - estalla - ¡creo que te confundes! ¡esa serás tú, cuando le diga al jurado que estas acosando a Chris!
- ¿ACOSTANDO? - me quedo perpleja
- ¡ACOSTANDO NO, ACOSANDO! - dice Victoria enfurecida - ¡me estas poniendo de los nervios!
- ¡Normal, con ese mal genio que tienes
! Bueno pues dilo, dilo - rió - di que me estoy acostando con Chris
- ¡NIÑA! ¡ESO TE GUSTARÍA A TIIIIIIIIII! - dice a punto de estallar
- AAAA
yo que culpa tengo si eres tú quien lo ha dicho

- Yo dije ACOSANDO NO ACOSTANDO - dice enfurecida - AAAAAAAAYYYYYYY

- Tranquila, que acabaras por asesinándome y entonces directa a la cárcel - río placidamente
- AAAAAAAAAAY DIOSES, DIOSES
¡YO ME LARGO! - dice enfurecida y saliendo de la habitación.
- JAJAJAJAJAJAJAJA - río maléficamente - que mal estoy
- en eso que pasaba Jacky por ahí - JACKYYYYYYY, ¿serías tan amable de traerme un vaso de leche? - preguntó con una sonrisita
- Claro, ahora voy - dice atentamente
- Bueno
solo queda él - digo con una sonrisa amplia en el rostro - ¡¡Mi amor, te toca!

Christian

Christian entró por la puerta.
- ¿A que venía tanto chillido? - pregunta sentándose en la butaca
- AAAAAAAA
nada, nada, Victoria, que esta muy estresada últimamente, con eso de ser el unicornio de la profecía
- sonrío
- Vale - contesta
- ¡Aquí tienes guapa, un vaso de leche! - aparece Jacky por la puerta - que aproveche - dice dándomelo
- Gracias Jacky
- le sonrío cariñosamente - bueno, amado mío, mejor dicho, idolatrado mío; empezamos, ¿vale cariñin?
- Vale
empieza - dice
- Vale, vale, Chris, amado, ¡¡¡¡¡¡¡¡¡ME TIENES QUE FIRMAR LA CAMISETA!!!!!!!!!! - grito
- ¿Eh?
- ¡¡ME LO PROMETISTES AMOR MÍOOOOOO!!
- Aaaaa
si
si
haber, trae el bolígrafo
- TENNNNN - digo dándoselo al instante
- Haber
¿Qué pongo? - pregunta
- ¡¡Para mi amada y querida, su amor susurra tu nombre, ahora que nos separa el tiempo, te quiero con mi almaaaaaaa!! - grito eufórica.
- De acuerdo
- empieza a escribir
- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ESPERA!!!!!!!!! ¡QUE SE ME OLVIDABA QUE ESO ES UN BOLI QUE SE BORRAAAAA! ¡TEN ESTE! - digo pasándole otro, me mira unos instantes y se pone a escribir de nuevo. DIOSSSSSSSSSS, DIOSSSSSSSSSSSSSSS, ESTA CAMISETA SERÁ UNA RELIQUIA, NO LA VENDO NI POR UN MILLÓN, bueno
si son dos
NO, NO Y NO, ESA CAMISA SE QUEDA ASÍ POR LA ETERNIDAD, LA PASARÉ DE GENERACIÓN EN GENERACIÓN
¿pasarla? NOOOOO, QUE LA ENTIERREN CONMIGO.
- Hala
ya está - dice dándome de nuevo el bolígrafo.
- ¡¡¡¡¡¡¡OOOOO, GRACIAS AMOR MÍOOOOOOO!!!!!!!!!!! - digo lanzándome a su cuello.
- Vale
vale
ya está
¿no me tenías que hacer una entrevista?
- Emmmmm
¿entrevista? Emmmm
no
no sé de que me hablas

- Claro, claro
oye, ¿tengo cara de Papa Noel?
- ¿CARA DE PAPA NOEL? ¡NOOOOOOOO! ¿Por, amorcito?
- Porque podrías bajarte de mis rodillas

- Upssssssss
se ha dado cuenta
- murmuro sentándome de nuevo en el otro sillón - ¡Christian, guapetón, eres un bombón!
- ¿Eeeeeee?
- Ups
ha sido un tick

- ¿Un tick?
- ¡Christian, guapetón, eres un bombón! Eeeee
si, si, me da cada X tiempo

- ¿RAYOS X?
- No, no, amor, digo que me da cada X tiempo

- AAAAAAA
creí que eras tipo Xman
- dice en un suspiro
- Bueno, amor, ¿cómo te pudiste fijar en Vic?
- Mmmmmmmmmm
la verdad es que aún no tengo respuesta
porque muy guapa como que no
y genio
uuuuuuuuuyyyyy
la muyyyyyyy
- toma aire - ¡¿CÓMO A SIDO CAPAZ DE IRSE CON JACK Y DARME CALABAZAS?! ¡ES QUE ME TENDRÍA QUE LIAR CON LA PRIMERA QUE PASASE!
- ¡ESO! ¡Yo soy la primera!
- ¡E, NI LO SUEÑES! ¡YO ESTABA ANTES QUE TÚ! - aparece Gerde en la habitación - ¡KIRTASHHHHHH! - dice abrazándolo
- ¡SERÁS ARPIA! ¡QUITA, QUITA! - digo empujándola, y ahora lo abrazo yo. - MUA, MUA, MUA - digo intentándolo besar
- ¡Socorro, me siento acosado! - grita Christian.
- ¡AMOOOOOOORRRRRR, NO TE VAYAS! - decimos Gerde y yo.
- ¡VIC! ¡AYUDAME! - dice cuando caemos los tres por el suelo.
- ¡Jorobate, te lo mereces! - dice Victoria desde la escalera.
- ¡PERO VICCCCCC! ¡QUE SON UNAS VIBORAS!
- AMORRRRRRR
¿PARA CUANDO ES LA BODA? - decimos Gerde y yo.
- AAAAAAAAAAAAAA, SOCORRO, AYUDADME
- ¡Haber, silencio, que no puedo enterarme de los Lunnis! - dice saliendo Alexander por la puerta de una habitación.
- ¡ALEXXXXX, AYUDAME! - grita como podía Christian
- ¡Madre mía, chico, te ayudaría, pero es que esas dos son más peligrosas que una mandada de sheks juntos! - dice Alexander volviendo a la habitación
- ¡Pero, me quieres ayudar! - dice Christian poniéndose de pie como podía, las dos le seguimos, y él sube corriendo las escaleras.
- ¡S.O.S! - dice Christian, cuando en ese instante aparece su padre. Se detiene unos momentos.
- Hijo
yo te ayudaría pero

- ¡500 euros!
- No me llega ni para comer

- ¡1000 euros!
- No me llega ni para ir a Salamandra
- ¡1500 euros!
- Ni para un viaje a las filipinas
- ¡¡¡¡¡¡¡¡CHRIS, KIRTASH!!!!!!!! - gritamos las dos en coro cuando lo encontramos
- AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA - echa de nuevo a correr - ¡VIC, AYUDAME TE LO SUPLICO! - la muchacha asoma la cabeza desde su habitación
- Ja, ni te lo crees tú
te recuerdo que hemos roto
- ¡¡VAMOS, VIC!!
- No, encima, llego tarde a mi sesión de SPA con Jack
- ¿¿¿¿CON JACK???? ¡Pero si siempre íbamos juntos!
- Adiós
-dice con la toalla en la mano y bajando las escaleras.
- ¡¡SERÁS!! ¡HALA, SI HEMOS ROTO, DAME DE NUEVO EL ANILLO! ¡QUE ME PERTENECE!
- Santa Rita, Rita, Rita
lo que se da, no se quita - y sale de la casa acompañada con Jack
- ¡A TI YA TE VALE VIC, ME A LLEGADO A LA PATATA!
- Pero
¡¿que pasa ahí?! - dice Aile - que mi masajista no se concentra

- ¡AILE, TE LO SUPLICO, SALVAME!
- Ja, ¿a tiiiiiiiii? ¡si rompiste con mi querida nieta! ¡así, que a callar! - dice cerrando su habitación de un portazo.
- NOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡AMOR MÍOOOOOOOOOOOOO!!!!!!!!!!! - gritamos Gerde y yo al mismo tiempo. Christian, se asoma a la barandilla, mira la lámpara que colgaba del techo. - ¡NOOOOOOOOOOOOOOOO! - salta. (chan, chan, chan chan chan chan
misión imposible)
- Uffffffffffff
- se queda colgado de la lámpara, bueno, se quedó colgado, porque la lámpara se vino abajo en unos segundos. - maldita sea
¿cómo puedo pesar como un shek convertido en humano? - dice aún dolorido. Bajamos las escaleras a toda velocidad
- ¡CARIÑO! - gritamos ambas, y corremos a socorrerle
- ¿Estás bien, amor? - dice Gerde
- ¿Cómo te encuentras, cielito? - pregunto yo
- ¡O no, ya están aquí las devora hombres! - se lamentaba Christian
- No, no, devora hombres no
- dice Gerde
- ¡Devora Christians! - completo yo
- Haber
haber
¿no os podéis ir con Jack y dejarme tranquilo?
- ¡¡¡¿¿QUÉ??!!! - estallamos las dos.
- ¿CON ESE? - dice Gerde ofendida.
- ¿JACK? - digo extrañada.
- ¡Ni muerta! - respondemos las dos.
- ¡Tú eres mucho más guapo! - dijo Gerde
- ¡Tú eres mucho más enigmático que Jack! ¡Eres el malo seductor! ¡tienes mucho más morbo! - intervengo yo
- ¡Tú eres el mejor! - completamos ambas.
- Dioses, ¿por qué me hacéis esto
?
- Gua, no te quejes tanto, que si llegas a estar con una multitud de fans
- murmura Gerde
- ¡BEYOND! Beyond you and me
Beyond this planet, nananana
just take my hand and come with me
beyond this smoke, beyond this plante, beyond lies and truths, beyond life and death. Beyond you and me, just let and me, just take muy hand and come with me, COME WITH MEEEEEEEEE - canto yo - OOOOOO, AMORRRRRRR...CLARO QUE VOY CONTIGOOOOOO
- ¡Yo no dije que fuera para ti la canción!
- AAAAAAA
entonces es para mí - sonríe Gerde
- ¡No! ¡Era para Victoria! - rechista él
- Vamos, vamos, amor, todo el mundo sabe que es para mí
- murmuro yo
- Jajajaja - ríe irónicamente Gerde - tú sueñas, es para mí
- ¡¡QUE ERA PARA VIC!!
- Claro, claro cielito
anda, anda, no hace falta que sigas fingiendo, vamos a preparar la cena, que ya son casi las nueve
- murmuro sonriente.
- ¡Pero que es para Victoria! - replica
- Si, si

- Todo el mundo sabe que es para mí - susurra Gerde - anda, amor, te espero esta noche en la torre Drackwen o como quiera que se llame

- ¡Pero!
- Ayyyyyy
vamos amor - digo yo cogiéndolo
- Te esperooooo - dice Gerde con su voz aterciopelada; y desapareció. Fue entonces cuando el timbre sonó.
- ¿Si? - digo abriendo la puerta
- ¡YA ESTOY AQUÍ! - dice Shail - ten la camisaaaaaaaaaa, me voy a arreglarme, a bueno - dice dándose la vuelta - me encontré con estos chicos tan majos - dice sonriente - les invite a cenarrrrrr - se aparta. DIOS, NO PODIA SER.
- ¡PERO, si eres el de sin doble ración de queso, y con champiñones por favor! - digo alucinada
- OOOOOOOO, amada - dice sonriente
- ¿Oye, y la feerica? - dice Richard
- DIOSES, QUE DESGRACIA, NO LE TIENE QUE VER CHRISTIAN - digo aterrada
- Amada, ¿qué sucede? - dice Rafael
- ¿Quién son esos? - dice Christian asomando la cabeza. Me giro.
- A, encantado, él es Richard, y yo soy Rafael el prometido de

La ultima cena

- ¡¡DE AILE!! - intervengo yo corriendo
- Aaaaaaa
¿te llamas Aile? - pregunta Rafa
- ¡Chris no le hagas caso, es el comprometido de Aile! - replico yo mirando a Christian. En aquel instante oímos un ruido en el piso superior.
- ¡¡¡¿¿ESTABAS PROMETIDA, AILE??!!! - escuchamos
- ¿Yooooooo? ¡No amor!
- ¿QUÉ NO? ¡PERO SI ESTA TU PROMETIDO AHÍ ABAJO! ¡ME DIJISTE QUE ESTABAS SOLTERA!
- ¡Qaydar no te vayas!
- Craka
- suelto yo.
- Dioses, Dioses, Dioses
- decía Qaydar vistiéndose mientras bajaba las escaleras.
- ¡¡Pero amor, que eso es mentira!! ¡que yo no estoy comprometida! - dice Aile desde arriba
- Si, si, claro
esto me pasa por no estar en lo que hay que estar
tendría que estar devorando en estos instantes un buen libro de hechicería en vez de
- calla mirándonos - yo me largo
- ¡¡Pero, Qaydar no te vayas!! - dice Aile bajando detrás de él enrollada en una sábana. El Archimago se vuelve. - ¡Yo no conozco a ese señorito!
- Ni yo a usted, señora, si yo digo que soy el prometido de ella - dice señalándome. MADRE MÍA.
- ¡¡NO, NO Y NO, yo no le conozco de nada!! - lo niego en seguida
- ¿Oye, y la feerica? - interviene Richard
- ¡¡GERDE, GUARRA, NO ME PIENSO COMER EL MARRÓN YO SOLA, ASÍ QUE MUEVE TU CULO HASTA AQUÍ!! - digo furiosa
- ¿Qué pasa? - aparece la esbelta figura de Gerde al fondo de la habitación. - ¡DIOSES! ¿QUÉ HACEN AQUÍ?
- Amor
¡te eche de menos! - dice Richard
- AAAAAAAAAAA, ¡KIRTASH, TE LO PUEDO EXPLICAR! - dice Gerde echándole los brazos al cuello al shek
- ¿Ep? - se queda extrañado el muchacho
- ¡Para mí solo existes tú, corazón, a ese casi ni lo conozco, solo fue un lio de una nocheeeeeeee! - toma aire - ¡encima, estaba muyyyyyyyyy borracha!
- ¿Borracha? - se queda extrañado el rubio - ¿TÚ? Pero que dices
, borracha ja, pero si parecías una tigresa, hasta quedamos en casarnos, ¡y eso me lo pediste tú!
- Claro, claro, estaba como una cuba, borracha - replica ella
- Si, si, borracha
- dice irónicamente el chico - si ni siquiera probaste el whisky
lo único que tomaste fue un zumo de naranja
- ¡A saber que llevaba! - dice
- A saber, conociendo a Richard, seguro que era una piña colada con doble ración de whisky
- murmuró Rafael
- ¡¡¡CHRISTIAN, TE LO PUEDO EXPLICAR!!! - digo yo de golpe, y me tiro a sus brazos apartando de un empujón a Gerde.
- ¿Ep? - Christian me mira
- ¡Fue culpa de ella, ella y ella! - dije abrazándolo con fuerza - ¡Te lo dije Gerde, que la habíamos cagado!
- ¿Yoooooooooo? ¡Yo no hice nada, Kir! - replicó Gerde
- ¡¿Cómo que no?! ¡Yo quería hacerte la entrevista! ¡fuiste tú la que me tentó! - contesto yo - ¡Christian, amorcito, yo no hice nada!
- Bueno, oye, ¿Cuándo dijimos que serían las bodas? - interrumpe Richard
- ¡QUE NO! - respondemos Gerde y aquí la presente

- ¿Qué no, qué? ¿no lo hacemos juntos la boda? - pregunta extrañado Rafa
- ¡QUE NO NOS CASAMOS!
- Pero
¿Aile, tú no eras la que estaba prometida? - preguntó Qaydar
- ¡Te dije que no! ¡Anda ven pa acá mi archimagínnnnnnn - dice ella intentando achucharle
- Si quieres puedes quedarte a cenar- dice sin mucho interés Christian, mientras ponía la mesa.
- ¡La verdad es que no tengo nada mejor que hacer! - tomó aire - ¡solo tenia que ir a provocar una conjunción astral y encerrar a los sheks! ¡vamos! ¡nada importante!
- Ya, ya
- murmuro con sarcasmo
- OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO, QUE DESGRACIADOS - estallan Richard y Rafa - si al menos pudiéramos quedarnos a cenar

- Hay comida de sobra, podéis quedaros a cenar
- volvió a comentar el shek
- ¿QUÉ? - interrumpimos espantadas el hada y yo.
- ¿Pero Kir, no sabes que nos intentaron echarnos los tejos? - dice Gerde
- ¿Y
? - preguntó en tono irónico él
- ¡PUES, que te pondrás celoso, cielito! - respondo yo
- ¿Qué?
- ¡Que te pondrás celoso, cielito!
- ¿Celoso?
- Siiiiiiiiiiiiiiiiiii
- ¿Celoso?
- Yesssssssssssssssss
- ¿Yo?
- ¡¡QUE SI, PESADO!! - dice Alexander que acababa de entrar en la habitación
- Vale, vale

- ¡Ves, lo has admitido! ¡te pondrás celoso!
- Nunca he dicho que

- OOOOOOOOOOO, AMOR ERES EL MEJORRRRRRRR
- ¡¡QAYDAR!! - escuchamos por detrás. ERA VICTORIA, ACOMPAÑADA DE Jack - ¿pero
qué haces aquíiiii?
- Upss... ¿yooooooo? Nada, nada
ehem

- ¡¡AAAAAAAA!! ¡¿QUÉ HACES ABRAZANDO A MI ABUELA?!
- Upss
¿yoooooo? Nada, nada
ehem

- ¡¿NO LE HABRÁS ECHADO LOS TEJOS, VERDAD?! ¡ME JURATE AMOR ETERNO!
- ¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿QUEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEE?????????????????? - estallamos todos, excepto Christian que se había atragantado con una aceituna.
- ¡¡PERO!! ¿CÓMO HAS PODIDO SER TAN CERDO? - dice Aile pegándole una bofetada.
- Craka
- repito yo
- ¡¿Pero Vic, y yo?! - dice Jack al borde de las lágrimas
- ¡¡Es el ansia!! - contesta
- Oooo
Vic
¿cómo has podido hacerme esto? ¡Creí que era el único!
- Pero Jack, si estas acostumbrado a que te ponga los tochos

- Victoria, más que un unicornio, pareces otra cosa
- se burló Christian, aún medio atragantado.
- Ayyyyy
claro, claro, pues que sepas que Qaydar es mucho mejor que tú, en TODO - río Vic
- ¡Serás guarra! ¡Nunca pensé que caerías tan bajo! Con Qaydar
je, que penoso Vic, jajajajaja
que bien queda la frase, nunca pensé que caerías tan bajo - murmuro el shek
- ¡¿Qué quieres decir con eso?! - estalló furiosa Victoria
- El doble sentido, nada que una unicornio idiota como tú, pueda pillar, solo para mentes privilegiadas, como yo

- Oye, yo no lo he pillado - dice Jack pensativo
- ¿Tú se supone que tienes una mente privilegiada? - añadió con sarcasmo el shek - si pareces un perrito faldero Vic, oooo, Vic
- ¿¿¿Yooooooooo??? ¡perdona, señorito shek, yo por lo menos le hago caso! ¡Quizá por eso se deba a que no me ha dejado como ha ti! - respondió Jack
- ¿QUÉ? ¡POR LO MENOS YO NO ME ARRASTRO COMO TÚ!
- ¡Vamos, vamos, amor, nos tienes a nosotras! - dice Gerde pegándose como una lapa a Christian
- Dirás
¡Que me tiene a mí! - replico yo, empujándola y ocupando su lugar al lado del shek. Gerde gruñó por abajo.
- Déjalo Chrisssssssss, sé que no lo has superado - se burló Victoria
- ¿Qué no lo he superado? - contestó molesto el shek
- ¡Si! ¡No lo has superado!
- ¿QUÉ NO?
- SI, NO LO HAS SUPERADO
- ¿a noooooo?
- ¡NO!
- ¿A no? ¡Pues toma! - coge, me mira y
¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!! ¡¡ME BESAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!! ¡DIOS! ¡DIOS! ¡SOY FELIZZZZZZZZZZ!
- Por los Dioses, ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡SERAS CERDO!!!!!!!!! - estalla furiosa Victoria (Y Gerde
)
- ¡Toma ya! - se le escapa al dragón
- ¿QUÉ DICES, JACK? - contesta Victoria casi en un grito
- ¿Yooooooooooo? Nada, nada, que tú eres la mejor, OOOOO DIOSA VICCCCCCCCCCC
- Ahí estamos

- Ves, yo si que lo he superado
- murmuro el shek
- ¡¡¿¿PARA CUANDO LA BODA, MI AMOR, MI CIELO, MI CORAZÓN??!! - digo yo saltando como un canguro
- ¿Superado? Pero si te has ido con una cualquiera
- Perd
- contestaba yo
- Perdona, pero esa cualquiera es mucho mejor que tú - interrumpe Christian
- Claro, claro

- Clarísimo, encima; a ti lo que te pasa es que estas celosaaaaaaaaaaa
- ¿CELOSA? ¿yoooooo?
- Si
- Jamás, como si te casas esta noche

- A, entonces, ¿no te importa?
- ¡¿QUÉ?! - interrumpo yo aún saltando (lo que pasa es que ahora pegaba saltos de pértiga, eso si, sin pértiga)
- Tú quieres ¿no? - pregunta Christian mirándome a los ojos.

CONTINUARA

La última cena: segunda parte.

Por unos instantes me quedé paralizada
¿casarme? Mmmmmm
emmmmm
ummmmmm
ammmmmm
immmmmmm
ommmmm...
- Yo...yo...Chris...- murmuro - ¡Si me das otro beso me lo pienso! Bueno
si me das alguno más que dos
- Christian sonríe ante el comentario.
- Ven conmigo; come with me...- susurra él. - Y bueno
lo de los besos lo tenemos que negociar, ¿eh
? - ¡DIOSES! ¡SE LLAMA TENTAR!
- ¡Negociar y todo lo que tu quieras! ¡SOY TUYAAAAAA! Pero
casarme

- Niña sin nombre, ¿quieres casarte conmigo? ¿quieres ser la emperatriz de Idhún? ¿quieres venir conmigo
?
- Pero
yo tengo que volver a la Tierra
la distancia nos separará

- El amor supera las distancias - me susurra él.
- Ya no creo en eso - contesto
- Puedo ir a visitarte de cuanto en cuanto
mas acabe mi papel en Panteón, puedo ir a vivir a la Tierra

- Pero tú tienes todo aquí

- No
¡si tú no estas en Idhún, no tengo nada aquí! - dice él mirándome con aquellos cautivadores ojos de hielo.
- ¡¡OOOOOOOO, POR LOS DIOSESSSSSS, PUES CLARO QUE ME CASOOOOOOOOOOOOOOOO!!
- ¿QUÉ? ¡CHRISTIAN, NO TE PUEDES CASAR! - estallaron Gerde y Victoria
- Digooooo
que no tenéis vestido ni nada
- se excusa Victoria
- Alóóóóó, ¡Mira que traje tan mono he comprado para la boda! - aparece Ashran el Nigromante con un traje precioso en la mano.
- AYYYYYYYYYYYYY, QUE MONADAAAAAAA - gritamos todas las chicas allí presentes.
- ¡SERÁS GUARRA! ¡NO TE PUEDES CASAR! - gruñe Victoria - digoooo
que no tenéis cura ni nada

- ¡Yo haré de curaaa! - dice el Nigromante
- ¡Gracias, gracias! - contesto yo con el vestido en la mano.
- ¡¡PERO, QUE NO OS PODEIS CASAR!! - grita el unicornio - digoooo
que no tenéis banquete ni nada

- Siempre podemos celebrarlo aquí

- ¡Es verdad! ¡Me voy a vestir! - digo subiendo las escaleras.


- Ya
- digo bajando por las escaleras
- ¡CRAKA! - escucho, y levanto la vista para encontrarme con unos caretos de alucinados que quitaban el hipo.
- ¿Qué
? - murmuro yo
- Christian, piénsatelo: te cambio a Victoria por ella - dice Jack
- Ja, te recuerdo que tú te quedas con ésa
- responde él fulminando a Victoria con la mirada.
- ¿Pero estoy bien? - pregunto desde la escalera
- ¿¿Y aún lo dudas?? - exclama Alexander
- Dioses, ¿Alex, que te tomaste para desayunar? - me extraño yo.
- Un vaso de mistela

- Es que no supera lo de Lubina
- murmuran todos
- Ya, se le ve
- digo yo
- Vaaaa
Christian ¡Te la cambio! - insistió Jack
- ¡Que no! ¡Que ya no quiero a esa guarra! - responde él.
- ¡¿CÓMO ME LLAMASTE, SHEK DE PACOTILLA?! - interrumpió Victoria enfurecida
- No hablo con gente idiota

- ¡¡¡¡AAAAAAAAA!!!! - me piso el vestido con el tacón y me caigo de morros.
- ¡Cuidado! - dice Christian reteniéndome en sus brazos.
- OOOOOO, amor, me has salvado la vida
- le susurro yo salvada.
- No creo que fuera para tant

- ¡OOOOO, eres mi héroe!
- Por los Dioses
- murmura Victoria celosa.

Tin, ton. Llaman a la puerta. De repente aparece Shail con un esmoquin y deslizándose por la barandilla, cantando alegremente una canción. Se dirige a la puerta como un rayo y abre

- Buenas noches, Zaisei

- Buenas noches, Shail

- ¿Champán? - dice, mientras hacia un leve movimiento para que dos copas y el champán fueran volando hacia su mano.
- Sí, gracias
- dijo Zaisei cogiendo la copa y bebiendo de un trago. - hala, llévame las maletas a mi habitación

- Como ordenes mi lady
¿Solo es eso tu equipaje? - preguntó el hechicero al ver que sólo llevaba una maleta.
- No, no, es que el chofer ha dejado el resto allí - explicó señalando un montón de maletas, aproximadamente unas veinte.
- Ah

- Anda, anda, llévalo a mi habitación

- Pero
es que
tu habitación esta en el segundo piso, y
no hay ascensor

- Pues hala, a ejercitar los bíceps

- Eh
¿Alexander, me podrías ayudar? - pregunta Shail.
- ¡No! ¡Shail, tienes que hacer ejercicio! - interrumpe Zaisei
- Joer

- ¡No digas tacos! ¡Hala! ¡Y empieza a subir las maletas a mi habitación! ¡¿No ves que barriguita que te sale?! ¡¿Dejaste el gimnasio?!
- Eras tú quien me lo pagaba

- ¡Pues haberte puesto a trabajar, gandul!
- Pero
¡Que tenia depresión!
- Claro, claro
excusas, excusas

- ¡Si no te hubieses ido, no habría entrado en una depresión, me habría puesto a trabajar, seguiría yendo al gimnasio, me habría casado contigo y tendríamos un hijo llamado Gugu! - exclama él.
- Gugu
que triste
- murmuro yo impactada.
- Y tú te largaste a por el piiiiiiii cepillo
- siguió Shail.
- Shail, Shail, ¡es que la idea de Gugu me aterraba! - contestó ella.
- Guga, si era chica
- aclaró él.
- Por dios
- se me escapó, de repente llamé la atención a toda la sala - digo
¡Por los Dioses! - suspiraron y volvieron su atención hacia la escena amorosa.
- Claro, claro, no me fastidies
¡si tú querías tener a Gugu! - dijo Shail.
- Claro, pero con el butanero
- comenta la celeste en voz baja.
- ¡O! ¡ZAISEI! ¡ME HAS ROTO EL
CUELLOOO!
- ¿Qué
? - dice encontrándose con Shail, más con su mano en la posición de bofetada - ¿te
te he pegado? ¡Wow! ¡Pego a la gente inconscientemente!
- Eres mala - lloró el pobre mago.
- Látigo, CHAS, látigo, CHAS - gritó ella. Todos en pleno trauma -¿Qué hay para cenar? - dijo sonriendo y sentándose en una silla como si nada.
- Chris, creo que Zaisei es masoca
- comento en voz baja al shek. Él afirma con la cabeza, sonriendo.
- Pato a lo ganssss - dice Jack imitando al anuncio
- ¡Banquete de boda! - estalla el Nigromante
- Espera, ¿primero no deberíamos casarnos? - pregunta mi amorcito de ojos azules.
- ¡SIP! ¡VA, VA, NIÑOSSS, VAMOS CON LA BODA! - dice Ashran.
Chan, chan, chananana, lalalalala sonaba en la sala. De repente te ves al Nigromante, con una túnica negra como el carbón y un gorro más hortera que incluso me asustó.
- Queridos amigos...digooo
enemigos, hoy nos hemos reunido para consagrar en santo matrimonio a: Christian Tara, también conocido por Kirtash
y a
espera, ¿cómo te llamas, preciosidad de mi vida?
- ¡¡¿LO HAS OIDO?!! - le grito a Christian - ¡Me está echando los tejos! ¡¡ES UN ABUELO PERVERTIDO, COMO LOS DE MI PUEBLO!!
- Es que perder a un hijo es una cosa mala, mala, pero siempre ganas una nueraaa

- ¡Padre! ¡Que es mi prometida! ¡Ten un poco de respeto a mi futura mujer! - interrumpe Christian.
- ¡No! ¡Christian, no te puedes casar, eres el eterno soltero perseguido por miles de chicas! - gruñe Victoria - ¡Y eres mi novio!
- ¿NOVIO? ¡Perdona, pero cortamos! ¡En un día conocí al verdadero amor de mi vida! ¡Hoy me caso y ni tú ni nadie podrá impedirlo! - contesta el shek - ¡¿Lo entiendes?! ¡Estoy enamorado de ella! Hoy me
- calla unos instantes, para observar alucinado la reconciliación del hechicero y de la celeste, achuchándose apasionadamente.
- ¡Madre de Wina! ¡que aún estamos en horario infantil! - dice Alexander, pero los comentarios del hombre lobo no afectó a la parejita de enamorados.
- De
decía
que
- otra vez Christian se ve interrumpido.
- OOOOO, amorcito, ¿podemos saltarnos la boda? - dice la celeste con picardía.
- Pues claro mi tigresaaaaaaa - dice Shail
- Que
que
quería casarme

- Muaaaaaa, amor, látigoOoOoOo
- O, cari
- Que la amo y es
- Christian, en proceso de empanamiento.
- OOOO, cari, te quierooooo
- Te eche mucho de menos, amor

- ¡Parad, que no me concentro! ¡Pesaos, más que pesaos! ¡Hala, tirar pa arriba y dejar de molestar! - decía mis ojitos de cielo - que pesaos, por el Séptimo - dice cuando desaparecen por la puerta.
- Chris
mi corazón, no te cases, por favor - suplica Victoria con los ojos vidriosos.
- Victoria, yo
yo
- titubeó él - ¿Ahora, Victoria
me pides esto?
- Christian
- murmuro yo llorando, al ver que había (y seguía) dudando.
- ¿Eh
?
- Christian, yo
yo te quería
- digo frotándome los ojos llenos de lágrimas - Yo pensé
que me querías
Qué ingenua
Siempre me pasa igual
Soy idiota

- Yo
niña sin nombre; nunca he dicho que
- contestaba el shek
- Déjalo
Christian, lo superaré, como siempre
- sollozo llorando desconsolada, mientras salía al jardín - Espero
espero que seas muy feliz. Como todos. - y desaparecí en la niebla del jardín

- Yo
- murmuró Christian.

CONTINUARÁ


//////////////77
Látigo, CHAS, látigo, CHAS jajaja, Zaisei masoca...que parida! XDFiltros de amor


Había salido al jardín, y ahora estaba derrumbada en un banco de piedra gélida. Contemplaba con cierto dolor el vestido; el que se supone que iba a llevar cuando nos casáramos
cuando nos casáramos Christian y yo

Una lágrima cayó por mi mejilla hasta llegar a mis labios. En aquellos momentos no sentía ni odio ni rencor, ni nada parecido, sólo notaba que algo me apretujaba el corazón, haciendo que se rompiera cada segundo que pasaba. Sentí una mano en mi hombro izquierdo y me volví sorprendida; fue entonces cuando me encontré con Pablo. Y sus ojos
sus ojos

- No soy mejor que él en la espada, no soy un heredero de un mundo, no canto bien, y nunca podré tener tanto éxito con las chicas como él
pero; yo
yo te quiero
y podrás contar conmigo siempre. - me susurró.
- Pablo, sabes mi nombre; ¿verdad?
- Lo supe desde el primer momento que te vi.
- Eso demuestra que me quieres de verdad
- suspiré.
- Entonces, ¿sabias que Christian
?
- Sí: sabía que no me quería
pero
- me abracé con fuerza al muchacho. - ¡siempre estoy ciega! ¡siempre! - dije llorando en su hombro. - yo
maldita sea
Soy estúpida

- No digas eso. Tú no eres estúpida.
- ¡Lo soy! ¡Soy estúpida! ¡Porque siempre me enamoro de personas que no me hacen caso, que están enamorados de otras personas, o simplemente no saben ni que existo! - estallé.
- Si eso te hiciera ser estúpida, créeme que no serías la única persona en el mundo. - me dijo Pablo.
- Si pudiera
me enamoraría de ti. - murmuré.
- ¿Qué pasaría si te digo que hay una forma? - me quede aturdida unos instantes.
- ¿Cómo? - simplemente pregunte.
- ¿No has oído hablar de la mandrágora? Puede ser muy venenosa, pero tiene también otras características, como, por ejemplo, los filtros de amor.
- ¡¿Filtros de amor?! - me quede sorprendida. - pero entonces

- Puedes hacer dos cosas: podrías darle el brebaje a partir de la mandrágora a Christian y hacer que se enamorase de ti, o puedes tomarte tú misma el brebaje y enamorarte de mí. Tú eliges. - hubo un silencio.
Podría
hacer que Christian se enamorase de mí
pero

- ¿Qué hacéis aquí? - escuchamos tras nosotros. Era Christian.
- Chris
- murmuré por abajo.
- ¡Escúchame! ¡Yo
yo nunca he dicho que no te amase! ¡Ha sido Victoria la que ahora a hecho que dudase! ¡Pero
yo te quiero a ti! - estalló el shek.
- Christian, dime mi nombre - le dije con suavidad. El muchacho calló aturdido.
- ¿Tu nombre? Pues
tu nombre es
es
o, Dioses
no lo sé. - contestó él.
- Anda, vuelve con Victoria, te estará esperando.
- Pero

- Pero nada. - corté bruscamente.
- ¿Y la mandrágora? - preguntó dubitativo Rafael.
Negué con la cabeza. Sería una crueldad utilizar un filtro de amor con Christian, sobre todo, sabiendo que su corazón pertenece exclusivamente a Victoria. Yo nunca sería feliz sabiendo que, se enamoró de mí por un maldito filtro de amor

- Leí en algún libro que la mandrágora sólo se puede extraer de la tierra los días de luna llena; hoy hay luna llena

- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡AAAAAAAAAAAA, SUELTA, SUELTA!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! - escuchamos ambos. Era Gerde. Entramos a toda prisa.
- ¡SUELTALA BOLA DE PELO! - gritaba Richard. Miramos la escena
¿desde cuando teníamos un perro?
- ¿Y ese perro? - pregunto extrañada.
- ¡Es Alexander! ¡¿No te acuerdas?! ¡Hoy hay luna llenaaaaa! - decía Jacky escondiéndose tras una cortina.
- ¡¡¡¡¡AAAAAAA, NO, NO, ESA PLANTA NOOOOO!!!!!!!!!! - oímos a Gerde que intentaba huir del perrito que le estaba comiendo las zapatillas. Ahora la bola de pelo estaba apunto de zamparse una planta muy peculiar

- ¡¡¡¡LA MANDRÁGORA!!!! ¡QUE SE LA COME! - estallé yo, saltando con rapidez encima del chucho.
- ¡¡QUITAD!! ¡LLEVO UN KIT ANTICHUCHOS! - dice Richard que acababa de aparecer en la estancia con un carro de chuletas. - fffff, bonito, piropito, mira lo que he traído, chuletas para un buen perrito

- ¡¡¡Yo quiero whisky!!! - gruñó el bicho.
- No, claro
si encima se pone a pedir
- decía el muchacho subiendo las escaleras, mientras entraba en la habitación de la parejita (Shail y Zaisei), que gritaron cuando el muchacho entró de sopetón, les robó el whisky y volvió a bajar. - perritooooo, tennnnnnn

- ¡¡¡Quiero ginebraaaaaa!!! - volvió a decir la bola de pelo.
- Claro, claro
¿también traigo champán? - dijo sarcásticamente Richard.- ¿y fresas con nata? Bah
no alucines
¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡SUELTA A MI CHICA!!!!!!!!!!!!!!!! - estalló mientras se tiraba encima del chucho armado con la botella de whisky.
- ¡¡¡¡¡¡¡CUIDADO CON LA PLANTA!!!!!! - grité - ¡¡QUE SE LA COME!!
- ¿No querías whisky? ¡Pues toma whisky! - grita Richard furioso haciendo que el animal se tragara la botella. - ¡A mi niña no se le toca! ¡Bola de pelo grasudaaaa!
- ¡¡A ver, por favor, el whisky!! - pedía Shail asomando la cabeza por la escalera. Cuando vio que pasaba con su querida botella dijo: - Bueno
tranquilos
me conformo con champán
- y cerró de nuevo la puerta de un golpe brusco.
- Yaaaaaaaaa, la tengo, la tengo - decía yo, saltando con la mandrágora en la mano.
- ¡¡¡¡¡¡¡EEEEEEEEEEEE, ESA PLANTA ES MÍAAAAAAA!!!!!!!!!!! - decía el hada.
- Veamos
veamos
¿atención al hechicero? A sí
oiga, ¿podría decirme exactamente como producir un filtro de amor? Aja
vale
gracias
- digo colgando el móvil. - se hierve a fuego lento y se le echa tres cucharones de azúcar
- digo haciendo lo dicho
- Ummmmmmmmmm, huele que alimenta - dijo Victoria acercándose a tomar un trago
- ¡TÚ, BRUJA ROBA NOVIOSSSSS, NO TE ACERQUES, ESTE ES UN FILTRO DE AMOR PARA MÍ! - digo llevándome el brebaje a los labios. - ¡Pablo! ¡Tú también tienes que beber! Me lo han dicho en atención al hechicero
- A ver; trae
- dijo el muchacho, también con otra cuchara en los labios.
- Una

- Dos

- Y

- Tres
- nos bebimos aquel líquido.
Ya, no había vuelta atrás. BUAGGG QUE ASCOO fue lo primero que pensé cuando aquel brebaje dulzón (DEMASIADO DULZÓN) pasaba por mi garganta. De repente sentí que me mareaba. Que el mundo daba muchas vueltas. Fue entonces, cuando caí en el suelo inconsciente al igual que Pablo



Capítulo: ¡¡LA CAMISETA, LOS PANTALONES!!

- AAAAAAAAA, QUE ASCO, QUE ASCOOOOO - grité - ¡¡Que me arranquen la lengua!! ¡¡Me abrasaaaaaaaa!! ¡DADME CUBITOS DE HIELO O ALGO! - supliqué.
- Oug
mi cabeza
- escuché a mi lado. Miré a Pablo.
- ¡ESTO NO FUNCIONA! - chillaba enfurecida - ¡Voy a meterles un paquete a los de atención al hechicero que van a salir con el rabo entre las piernas! ¡¡Llamaré a
a
- momentos pensantes. -
CARLOS ARGUIÑANO!!
- Jajajajaja
- reía la bruja de Victoria - esto te lo mereces

- ¡Uyyyy! ¡Mira, no te digo lo que te mereces tú porque hoy me siento generosa! - gruñí
- Jajajajajajajaja; claro, claro

- ¡¡¡Pero serás guarra!!! ¿A ti no te enseñaron eso de que es de mala educación reírse de las vergüenzas ajenas? ¡Es que eres una mamarracha!
- Normal
me críe en un orfanato
- Lástima que no te quedarás más tiempo allí

- Ayyy
Es que me esperaban dos chicos muy guapos
- murmuró con una sonrisa repipi en la cara. Le dirigí una mirada asesina.
- ¡Eso ha sido un golpe bajo, unicornio de pacotilla! - contesté.
- ¡¡VICTORIA!! - gritó el shek que acababa de entrar en la estancia - No te metas con ella, te recuerdo que yo aún no he dicho que vaya a volver contigo

- ¡¿Cómo que nooooo?! ¡Va, va, Christian, tú no estás hecho para la vida en solitario! - suplicó Victoria.
- ¿A no? ¬¬
- ¡No!
- Jijijijiji
te va a dar plantón te lo mereces por trepadora...- murmuré sonriente.
- ¿TREPADORA? ¡Ésa eres tú! ¡Que me robaste a mi Chris! - reclamó ella
- ¡¡¡¡¡¡Y TÚ QUÉ, GUARRA, MÁS QUE GUARRA, QUE ME LO ROBASTE EN EL ALTAR!!!!!!! - chillé sin poder contenerme.
- Vamos, vamos, un poco de tranquilidad
- dijo Shail, que acababa de bajar acompañado de la celeste.
- ¡Tranquilidad pide! ¡No pide ni na! - decía Alexander, que parecía ya recuperado de su transformación. - Haber, quitar del horno, que estaba cocinando pato a lo gans

- AAAAAA, si lo has hecho y todo - digo yo alucinada.
- No, si te parece no lo hago
¡Con lo rico que está, por la madre de los dioses
!
- ¡Quítate todo, pero puedes dejarte el sombrero! - escuchamos a Jack
- ¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿JACK?????????? O.O
- Nananana
Jo, es una canción
¡Como me miráis, ni que estuviera haciendo un streppease! - contestó el dragón.
- ¿A no? ¡Joooooo! ¡Con la ilusión que me hacía! - susurró Gerde con una sonrisita.
- Gua
¿A que no sabes que Jack era
? - empecé a contar yo.
- ¡¡¡ERA COCINERO!!! - contestó él.
- ¿Cocinero? ¿No eras striper? - pregunto extrañadísima.
- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿QUÉÉÉÉÉÉÉÉÉ????????????!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! - gritó Victoria
- Jajajaja - se rió Christian - ¡STRIPER! JAJAJAJAJAJAJAJA - dijo cayendo al suelo mientras estallaba en carcajadas.
- OOO, ¡Pardieeeee! - dijo Alexander desmayándose.
- ¡Alex! - corrió Shail
- Shail
salva
salva a

- ¿A quién quieres que salve?
- Salva
salva a mi pato a lo gans
- y murió (OOOO) ¡Que noooooo! ¡Que sólo se desmayó!
- ¡Oh! ¡Apartad! ¡Ese pato es mío! - estalló el mago abalanzándose a por el pollo. Fue su último instante de vida
el pato murió aplastado bajo Shail. - Oh, esto se llama tener mala suerte, mira que ensuciarme la camisa, con lo que me costó
ahora no se le irá la mancha

- Ay la madre
- susurraba Victoria - ¡¡ERAS STRIPER!!
- ¡Victoria, te lo puedo explicar! - respondía Jack una y otra vez.
- JAJAJAJAJAJAJA, STRIPER, JAJAJAJAJAJAJAJA - seguía Christian
- OOO, Jack que defraude - dijo Aile junto a Qaydar - Y pensar que nunca nos hiciste un streppease gratis
¬¬
- ¿ABUELA? - estalló Victoria aún más enfurecida.
- JAJAJAJAJAJAJAJAJAJA ¡ESO, ESO! ¡STREPPEASE! ¡STREPPEASE! - balbuceó el shek entre carcajadas.
- ¡STREPPEASE, STREPPEASE, STREPPEASE! - animamos Gerde, yo, Zaisei y Aile.
- ¡NO! - cortó Victoria
- ¡Te lo puedo explicar, Vic! - insistió Jacky
- ¡STREPPEASE, STREPPEASE, STREPPEASE! - volvimos a animar Gerde, yo, Zaisei, Aile y Christian (que se había unido al grupo).
- ¡Ah! ¡CLARO! ¡Por eso ESO con Kimara! ¡LE HICISTE UN STREPPEASE! - comprendió ella furiosa. - ¡¡POR ESO VOLVISTE ASÍ DE
CALIENTE!!
- ¡No! ¡Claro que no! - se defendió él.
- ¡STREPPEASE, STREPPEASE, STREPPEASE! - otra vez, Christian, Zaisei, yo, Gerde, Aile y Kimara (QUÉ?) que no sabía muy bien lo que hacia allí. Jack se giro un poco molesto, pero nos mandó una sonrisa mientras nosotras suspirábamos
- AAAAYYY
- suspiro encantador.
- ¡QUÍTATE TODO, PERO PUEDES DEJARTE EL SOMBRERO! - gritó Aile
- ADONDE HAYA UN DRAGÓN, QUE SE QUITEN LOS DEMÁS - protestó Kimara
- ¡ESO ES UN CULOOOOOOO! - chilló Zaisei (Shail se quedó alucinado)
- ¡MACIZORRO! ¡PORQUE NO ESTAMOS A SOLAS QUE SINO TE COMÍA A BESOS! - gritó Gerde guiñándole el ojo
- ¡JACK, MACIZO, ESO ES CARNE Y NO LO QUE LE ECHA MI MADRE AL ESTOFAOOOO! - chillé yo (XDDDDD)
- OOOO, JACK, QUÍTATE LA CAMISAAAA - dijo Christian imitándonos - QUIERO UN HIJO TUYOOOO (O.o)
- ¡¡ESO, ESO, QUE ESTAMOS EN
¿PRIMAVERA? BUENO, EN TOTAL, QUE HACE MUCHO CALORRRRRR! - seguimos nosotras.
- ¡La madre! - dijo Jack quitándosela.
- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! - gritamos impactadas por el shock.
- ¡Pero ahora calladitas! - pidió él, lanzándola
- ¡QUITA FURCIA, ES MÍA! - gritó alguna de las cuatro lanzándose a por ella.
- ESO TE LO HAS PENSANDO TÚÚÚ
- ES MÍA, ES MÍA
- QUITA, QUITA, ES MÍA
- AYYY QUE ME PISAIS
- POR LOS DIOSES QUE ES PARA MI
- ¡PUES POR LOS DRAGONES QUE LLEVA MI MARCA!
- ¡AY! ¡NO ME ESTIRES EL PELO!
- ¡FURCIA, QUITA!
- GUARRA, NO ME EMPUJESSSSSS
- ¡APARTA CALVA!
- ¿QUÉEEE? QUITA CERDA, QUE NO TIENES VERGÜENZA, DESPECHADAAA
- ¡¿TIENES ALGÚN PROBLEMA CALVA?! ¡LAS QUE PUEDEN PRESUMIR DE CUERPO LO APROVECHAN!
- ES MÍAAAAAAAAAAAA
La camiseta se debatió entre las manos de todas las allí presentes, hasta caer en las manos de la celeste.
- SÍIIIIIII, MÍA, MÍA, ¿A QUIÉN LLAMABAS CALVA? - le miramos a los ojos enfurecidas (y enfurecido el pobre Shail)
- ¡Jack! ¡Tú sabes que me merezco algo mejor que un striper! - dijo Victoria tapándose los ojos.
- ¡Oh, no, mi amor, no me dejes! ¡Te lo suplico! - rogó Jack al borde de lanzarse a sus pies.
- PERO MÍRALE, QUE TE LO ESTAS PERDIENDO - gritamos nosotras, babeando.
- ¡LOS PANTALONES, LOS PANTALONES! - gritaba yo pegando botes. Y los pantalones que me vinieron de morros.
- AAAAAAAAAAAAAAAAAAAA, GUARRA TRAE LOS PANTALONES - dijo Gerde
- Apa, son míos, es mi tesoroooo - dije apretujándolos contra mí.
- Ooooo, ¿os habéis dado cuentaaaa?
- OOOOOO, Dioses, si
está
está
DEPILADO - (XDXDXD) decimos alucinadas.
- ¿Jack, desde cuando? - decimos Gerde y yo.
- Oh, genial, ¿tengo cara de empezar a contar cuando empecé a depilarme? - preguntó sarcástico - ¡Victoria, no me dejes! ¡Yo te quiero!
- ¡LOS CALZONCILLOS, LOS CALZONCILLOS! - empecé yo.
- AAAAAAAAAAA, QUE SE LOS QUITA, QUE SE LOS QUITAAAAAA - gritamos. Fue en eso que nos cayó una camiseta del cielo
: Una camiseta negra.
- AAAAAAAAAAAAA, CHRISTIAN-KIRTASH - gritamos el hada y yo (como no
) mientras nos girábamos a 1000000000 kilómetros por segundo.
- ¡¡¡¡LOS PANTALONES, LOS PANTALONES!!!! - empecé
- ¡QUITA GUARRA, LOS PANTALONES SON PARA MIIII! - dijo Gerde empujándome.
- AAAAAAAAAAA, MADRE MÍA, POR TODAS LAS DIOSAS - estalló Zaisei volviéndose a por el principito. - ¡¡¡SI ÉSTE ESTÁ MUCHO MÁS CACHASSSSS!!!

Declaraciones y besos


- ¡¡¡Los pantalones, los pantalones!!! - grité con velocidad cuando Gerde se distrajo un momento.

Los vaqueros del shek acabaron en mis manos.

- ¡¡¡GUARRA, TRAE, TRAE!!! - gritó el hada intentando quitármelos.

En un doble movimiento me puse los vaqueros de Christian encima de mis pantalones.

- ¡¡PERO SERÁS
!!
- ¡¡Madre de Wina!! ¡¡Como está, como está!! - dijo de nuevo Zaisei.

Las demás se volvieron, exceptuando Kimara que seguía fiel a Jack


- ¡¡¡AAAA, QUE BUENO ESTÁ!!! ¡SI ESTO ES COMO LOS BOMBONES FERRERO! - estallaron. - ¡QUE CUERPO!
- Hombre
yo creo que es algo normal
- comentó Christian.
- ¡¿LLAMAS A ESO, NORMAL?!
- Hombre
entreno seis horas al día
y, 6X261 días en Idhún
igual a
.1566 horas de entrene al año, y 1566X17 años
mmm
llevo hasta el momento 26622 horas de entrenamiento
- calculó.
- ¡¡¡¡AAAAA, LA MADRE, LA MADRE!!!!
- ¡Dioses
imaginarlo, entrenando
allí
agggg
sin camiseta
con la espada
agggg
y el sudorcito oggg
madre de los dioses me fundo! - dijo Aile.
- ¬¬ - las restantes la acribillamos la mirada.
- Yo ya decía que Kir esta muy bueno por naturaleza
- sonrió Gerde. - claro
hace mucho ejercicio - murmuró. - Kirrr, ¿Cuándo podremos jugar un partido de balonmano? - rió con perversión.
- ¡¿Sabes jugar a balonmano?! - le pregunté al shek con toda la inocencia del mundo.

Gerde me miró con los ojos como platos.

- ¿Yooo? No
la verdad es que no sé que dice de balonmano
- respondió el otro inocente de Christian.
- Ay
por el Séptimo, que cortitos
- murmuró ella.
- Claro
jugar a balonmano ¿Noo? Claro, claro
como los masajes para mi espalda
- comentó Aile.
- ¡¡Oh!! O.o - dijimos mirándola asombrados.
- Pero
¿cómo es posible? No entendéis lo de ella, y pilláis lo mío

- ¡¡¿Desde cuando tienes la espalda mal?!! - pregunté de nuevo inocentemente.
- Uff
vale; nada
- suspiró la abuelita (abuelita dime túúúúú; por qué el cielo es tan azulll)
- ¡Bueno, volvamos al lío! - dijo Gerde - ¡Que para una vez que Kir hace un streppease! ¡Nos lo estamos perdiendo!
- ¡¡Bueno, ya está bien!! - estalló una voz tras nosotras.

Y nuestras miradas se encontraron con la de Pablo, que también se había quitado la camiseta.

- ¡Madre de los dioses
si parecéis lobas! - dijo.
- ¿Solo parecemos? - preguntó Zaisei.

Me quedé mirando unos instantes a Pablo
.

- Encima
tú le intentas hacer la competencia
¡Celoso! - dijo Gerde.
- ¡Sí! ¡Estoy celoso! ¡Lo admito! ¡Pero no es por vosotras! ¡Sino por ella! - contestó señalándome - ¡Te quiero! ¡Puedes llamarme celoso
Pero que le pidas los pantalones a ése que te dio plantón por un caballo con un cuerno en la frente
!
- Yo
- dije un poco avergonzada. - Lo siento
Fueron las hormonas

- No entiendo como puedes seguir detrás de un tío que te abandonó y no te supo apreciar
- murmuró.
- Yo
- levanté un poco la mirada, para encontrarme con los ojos marrones del muchacho. Y sus ojos
sus ojos
eran tan
sinceros
tan...

De repente mi corazón se aceleró. Aquellos ojos tan intensos que me miraban sólo a mi
Esos ojos que parecían tristes, pero que en realidad únicamente brillaban de amor. Tuve que ladear la cabeza, pues no podía seguir viviendo si él me miraba de aquella manera. Y los latidos de mi pecho parecían que se desbordaban por segundos


- Yo
- intenté explicar. Pero las palabras no salían de mi boca, no querían que mi voz se oyera. Sólo
sólo quería, quería ir y
- Yo
Pablo
yo
- me sentí estúpida por no poder acabar la frase.

Pero
¿Qué era aquello que sentía
? ¿Era la mandrágora, o era quizá, que de verdad estaba enamorada de Pablo? La verdad es que no me importaba lo más mínimo. Lo importante era que él estaba allí, mirándome.

- Es que es tan guapo que
- todas las excusas me parecían nulas.
- ¡CLARO QUE ES GUAPO! - estalló el hada apoyándome - ¡Encima, si la chica quiere babear, que babee! ¿A ti que más te da? ¿Eres su novio? ¿Su amante? ¿Su prometido? ¡No! ¡Entonces deja que haga lo que quiera! - me volví hacia Gerde dedicándole una sonrisa asesina.
- Es mi amigo - dije un poco confusa. - puede darme su opinión, Gerde

- No, déjala, tiene razón, no te puedo pedir que dejes de mirar a Christian porque yo no tengo ningún compromiso contigo
- intervino el muchacho.
- ¡¡Gerde, yo también te quiero!! - intervino otra voz. Richard.
- ¡Ya te dije que no! ¡Que al único que quiero es a mi Kirrr! - contestó ella fríamente.
- Pablo
- murmuré cogiéndole del brazo. - No eres mi amigo
- Rafa me miró sin comprender - Tú
tú eres el chico
el chico de mi
el chico de mi vida
- dije al fin - Me gustas
y
bueno
Quiero decir
no me gustas
¡Digo, que sí, sí me gustas! ¡Lo que quiero decir es que
! A ver
no sólo me gustas
Digo
que también te quiero
Bueno
quiero decir
que no te quiero como amigo
¡Bueno, sí, por supuesto! Pero
que yo, a ver
Te quiero pero como algo más
No me refiero que te quiero como mejor amigo
a ver
yo
- estaba muy nerviosa y no podía dejar de retorcerme las manos - Yo
te quiero como algo más
Vamos
que yo


Mis palabras se vieron interrumpidas cuando él me besó. No habría suficientes palabras en el mundo para describir lo que sentí. Simplemente era maravilloso.

- ¡Te quiero! - dije al fin.
- Yo también te quiero - respondió él, sonriente. - te quiero

- ¡¡¡OH, JACK, ENCIMA NO ME HACES CASO!!! - escuché a Victoria enfurecida.
- OOOO, QUE BONITOOOOOOOOOO - exclamó Jacky.
- ¿QUÉ BONITO, NI QUE RÁBANOS? - dijo el unicornio.
- Victoria, ¡para de discutir y dame un beso
!- pidió el dragón cogiéndola por la cintura.

Por fin Jack y Victoria se volvieron a besar.

- BUAAA, TODOS ACABAN BIEN, MENOS YOOOOO - dijo Richard
- ¿Y quién dice eso? - susurró Gerde besándolo con suavidad en la mejilla.
- ¡Yo no! - negó sonriente.
- Ayyyy, Qaydar
- suspiró Aile dándole un achuchón - Olvidemos lo de Victoria

- Genial
- sonrió el Archimago que estaba más feliz que unas castañuelas.
- Shail, Shail, mi amor - dijo Zaisei echándose a los brazos del hechicero.
- Zaisei
¿Entonces para cuando decías que sería la boda? - preguntó él abrazándola con fuerza.
- ¡¡¡OOO, PARDIEEEE, QUE HACEIS TODOS EN PAÑOS MENORESSSS!!! - estalló Alexander que se acababa de despertar. - ¿¿Y MI PATO?? ¡¿SOY EL ÚNICO QUE NO SE VA CON NADIE?!
- Perdona
pero
- Kimara le besó - Podrías pasar un poco por el desierto cuando tengas vacaciones

- Ou
¿Tengo que esperar a que tenga vacaciones? - bromeó él sonriendo.
- Que bonitoooooo - dije yo - Pero si esto parece una historia de estas matadas con el típico final y que no gusta a nadie

- ¿Qué no gusta a nadie? - rió Pablo - Si tú estas en ella ¿Cómo no va a gustar?
- Hola, queridos amiguitos
¡Los Lunnis nos vamos a la cama! ¡Buenas noches, hasta mañana, los Lunnis y los niños, nos vamos a la cama! - dijo Lulu el de los Lunnis
.
Epilogo: ¿Y su nombre?



A la mañana siguiente nos levantamos e hicimos las maletas para volver a la Tierra. Todo el mundo estaba bien abrazadito a alguien. Incluida yo
¡¡¡¡¡¡QUE FUERTEEEE, ESTO SE LLAMA TENER POTRA, CONOZCO A UNOS CHICOS GUAPÍSIMOS(más interiormente que otra cosa!) Y UNO SE VA CONMIGO A LA TIERRA!!!!!!

Miré a cada uno de los magníficos personajes, con una sonrisa. Shail
Alexander
Aile
Arhsan
Gerde
Jack
Victoria
Y
Christian


Lo había pasado muy bien
¡Sobre todo con los tres últimos!

- Shail
espero que algún día conozca a Gugu - le dije - Zaisei
lo pasé muy bien contigo. Espero que sigáis juntos por mucho tiempo


- Tranquila que te invitaremos a la boda
- sonrió el mago.

- Eso, eso, serás la madrina - apoyó la celeste.

- Gracias
Alex, aunque sé que no logré caerte bien del todo, que sepas que fuiste todo un caballero de Nurgor
Y espero que lo tuyo con Kimara funcione - le dije.

- Chica
- murmuró él dándome un abrazo - ¿Cómo no me vas a caer bien?

- Eso, eres muy simpática - dijo Kimara.

- Aile
- la llamé sonriendo - ¡Nunca olvidaré nuestra canción! - comenté abrazándola.

- CALAMAR, CALAMARCITO
- cantó ella.

- Ashran, bueno, como suegro eras muy enrollado
¿Encontraste eso de Salamandra? - pregunté.

- Sí, tranquila, que cuando vuelvas, te invitaré. - contestó el Nigromante.

- Gerde y Richard
¿Qué os puedo decir? Espero que lo vuestro funcione y Gerde, gracias por enseñarme a ligar
- sonreí agradecida.

- Pide lo que quieras, niña sin nombre
- ofreció ella apenada.

- Jack, nunca olvidaré cuando te conocí, eres
Eres una cosa de las mejores que me ha pasado en la vida, eres muy agradable, y
¡siento los problemas que te cause!

- ¿Problemas? ¿Cuáles fueron los problemas que me causaste? - bromeó haciéndose el loco.

- Victoria
Felicidades, espero que cuides de ellos, porque
aunque
me duela y me fastidie reconocerlo, supe desde el primer momento que no tenía posibilidad
- confesé.

- ¡Vamos, vamos, si casi me los quitas! - sonrió ampliamente - Vuelve pronto


- Lo haré. Christian
- llamé al joven - ¿A ti que te puedo decir? - sonreí - Gracias por todo, por los pantalones, la camiseta (que al final me la llevé), la otra camisa firmada, tus caricias y tu beso
Nunca lo olvidaré.

- Si los besos sirvieran para que te quedaras ya te habría dado miles
- susurro el shek aunque sabía perfectamente que Pablo estaba a mi lado. Yo sonreí.

- Volveré. Volveré muy pronto; para la boda, y quizá me quede unos días. - Les dije. - Pero ahora tengo que volver para ver mi suspenso en francés
- murmuré con ironía - ¡¡DIOSES, CUANDO CUENTE ESTO NO SE LO CREEN!! - grité, poniendo un pie en la puerta del tiempo esa


- ¡¡Vuelve!! ¡Niña sin nombre! - gritaron.

- Ups, que se me olvidaba
- dije riéndome yo sola. Le di el papel a Christian y le cogí de la mano a Pablo, poniéndome en la puerta - Ábrelo cuando nos vayamos.

- Sí
- contestó con una amarga sonrisa.

- Hasta luego - dije con un tono informal - Creer que estaré aquí cuando menos os lo esperéis


- Eso, eso, que la boda es la semana que viene
tampoco hay que ruborizarse
- intentó animar Pablo al ver que todos estaban llorando o apunto de hacerlo.

- ¡Besos! - me despedí.

- ¡Cuídate sin nombre!

- Adiós
- y desaparecí junto a Pablo por el portal.



Christian se quedó un momento en silencio, hasta, que cogió el papel y lo miró: Mi nombre es
.Sonrió.

- Con que era ese
- rió y rompió el papel para que solo él lo supiese.





¿CONTINUARÁ?



FIN



*********************************************

Nota de la autora: Hola a todos! Soy la autora de este fic y os debo dar las gracias a tod@s l@s lector@s. También agradezco a mis criticos su apoyo! ^^ Sin ellos la historia posiblemente no habría continuado hasta el final. A todos ellos muchísimas gracias.

Si os ha gustado este fic de MDI, podéis leer mi fic, "El laboratorio del dragón", no es cómico, pero quizá os interese, y si no queréis cambiar de género podéis leer "Memorias de Idhún.Medieval", actualmente está un poco parado, pero quizá este veranito lo retome. Si os queda alguna duda podéis contactar conmigo. ¡¡Muchos besos a todos y sobre todo gracias!!



PS: Dando por acabado el fic os invito a comentar y a dejar una critica!!! Hacerme feliz XDXD!!!!! :P Besets!





***Aycila/Alicia***

 

¿Mi nombre? Ah, sí...Mi nombre es... - Fanfics de Harry Potter

¿Mi nombre? Ah, sí...Mi nombre es... - Fanfics de Harry Potter

Introducción: La llegada... Me desperté y lo primero que vi fueron sus ojos azulados...Lo miro aturdida...¿Dónde estoy? ¿Dónde estoy? Me sonrie y siento

potterfics

es

https://potterfics.es/static/images/potterfics-mi-nombreja-ah-2357-0.jpg

2023-02-27

 

¿Mi nombre? Ah, sí...Mi nombre es... - Fanfics de Harry Potter
¿Mi nombre? Ah, sí...Mi nombre es... - Fanfics de Harry Potter

MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://potterfics.com/historias/25225
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

 

 

Update cookies preferences