Te quiere más que al helado - Fanfics de Harry Potter

 

 

 

Te quiere más que al helado

Autora: LexaLaneLK

Personajes: Ron Weasley, Ginny Weasley, HermioneGranger, Harry Potter.

Rating: K+

Sumario: En el día de bodas deGinny y Harry, una conversación surge entre los dos hermanos. Una propuestaindecente surgirá.

AN: En elfic "La primera mujer que amé" hice una mención de un chantaje de Ron a Ginny,y helado. Pues bueno, aquí está la otra parte de la moneda. O de la historia.Podría considerarse un acompañamiento. Espero que les guste.

***

- No puedo creer que de verdad te vayas a casar -dijo Ron secamente.

 

- Puedo preguntarte querido hermano ¿Qué haces aquí? -inquirió GinnyWeasley al ver entrar a su hermano al cuarto donde se estaba preparando para laboda.

- Ron ¿no se suponía que estabas con Harry? -Preguntó Hermione Granger aRon, mientras arreglaba por enésima vez el vestido de bodas de la hermana deeste- Deja de moverte Ginevra -bufó exasperada Hermione.

La pelirroja se quedó quieta en la silla y rodó sus ojos, exasperando aúnmás a la castaña, pero dejando de moverse al menos por un rato. -No me llamesGinevra, Hermione -replicó ésta irritada.

Ron vio que Hermione iba a contestarle y se enojo ante el hecho de queellas se olvidaban de él tan fácilmente- ¡Oigan! -Les llamó la atención- ¿noestaban peleando conmigo? ¡Aún sigo aquí! -Hermione y Ginny lo miraron conexpresión sombría, y aunque las dos eran mucho más pequeñas que Ron, este nopudo dejar de dar un paso para atrás, cerca de la puerta. "Solo por precaución" se dijo a sí mismo- Si bueno este
¿de verdadte vas a casar con ese idiota? -reclamó Ron acercándose a las mujerestentativamente.

- ¡Ronald por Dios! -Le reprochó Hermione. Ron volvió a dar un paso paraatrás. Más cerca de la puerta- ¿podrías callarte? -Ron asintió rápidamente. Laluz que entraba por la ventana lateral envolvía a las dos mujeres en un auracompletamente divina. Lo que las hacía ver casi angelicales. "Y mortales."

- Si Ron. Ya te lo dije. Me voy a casar con Harry -explicó exasperada Ginnysin mirarlo -ni siquiera el otro amor de mi vida pudo convencerme de dejarlo-prosiguió ella guiñándole el ojo a Hermione.

- Ugh Gin. Imagen mental en mi cabeza muy traumatizante -chilló Ron,tapándose los ojos para no ver a su novia y a su hermana reírse de él- Ademásella es mi novia.

-Si Ronald pero ella me quiere mas -sentenció tranquilamente Hermione. Ronabrió la boca para replicar pero ella hizo un ademán zanjando la conversaciónmientras se paraba y rodeaba a su mejor amiga y próximamente cuñada viendo ydando los últimos retoques al vestido blanco. -Bueno, parece que todo estálisto. Ginny sólo quédate tranquila, ¿sí? Todo va a estar bien. Ahora ¿Ronald?-Ron atendió enseguida y dio un paso adelante. Hermione empezó a caminar haciaél- quédate aquí con Ginny mientras voy a alistarme y ver a Harry. ¿Entendido?-él asintió con la cabeza mientras abría la puerta para dejar pasar a su novia.Ginny pegó una carcajada que no pudo contener por la inusual demostración decaballerosidad de parte su hermano pero la convirtió prudentemente en tos ante lamirada aniquiladora de Hermione.

Ron cerró la puerta tras la salida de su novia y se volteó lentamente a vera su hermanita pequeña. Al verla en su vestido blanco a punto de casarse sintióuna punzada en el estomago, y pensó que de verdad se veía hermosa.

 

- ¿Vas a quedarte ahí parado todo el día o vas a decir algo Ron? -Ginnypreguntó sarcásticamente. Ron sorpresivamente se quedó callado ante lainvitación fragante a discutir. Ginny ladeó su cabeza un poco como si de prontosu hermano fuera un alíen- ¿Qué te pasa Ron? -Añadió suavemente Ginny y se paróde la silla- ¿Estás bien? -presionó ella.

Ron solamente se encogió de hombros en un claro intento de no hablar. Ginnylo miró fijamente durante un minuto, conocía muy bien a su hermano, eraclarísimo que él quería decirle algo pero que estaba tratando de ganar tiempopara terminar de perfeccionar su estrategia de ataque. Ginny bufó, no le iba asacar nada de información a Ron tratándolo bien, era hora de un acercamientodiferente.

Colocó sus manos en su cintura y se erguió a su máxima estatura, que ahoraeran como 8 centímetros más por los tacones que llevaba, y con la voz másautoritaria que tenía le espetó: - Bueno idiota ¿me vas a decir que te pasa ote lo saco a golpes?

Los labios de Ron se contorsionaron hasta formar una pequeña sonrisaladeada. - Vamos a tomar un helado -dijo simplemente él mientras extendía sumano abierta ante la confundida cara de su hermana.

Ginny estaba muy confundida e histérica en cierto grado, faltaban menos de 1hora para que la boda comenzara y no estaban cerca de ninguna heladería.Además, ¿por qué rayos querría Ron comer helado ahora?

- ¿Te fumaste algo anoche con Harry?

La sonrisa de Ron no decayó ni un grado. - No que yo sepa. Pero Harry es unidiota. Vamos a tomar un helado.

- Estás loco -le dijo Ginny dándole la espalda y sentándose en la silla quehabía ocupado antes- Vamos a llegar tarde a la boda.

- No importa. Yo me encargo de arreglar ese pequeño inconveniente -aplacó Ronbajando sus manos a sus bolsillos y caminando suavemente hacia su hermana.

- ¿Inconveniente? -Repitió Ginny incrédula- ¡Me voy a casar Ronald!-explicó ella ya exasperada subiendo un poco el volumen de su voz para ver sisu hermano alcanzaba a entender la grandeza del asunto. Se iba a casar eso eraalgo grande. Muy grande. No un "pequeñoinconveniente" bufó indignada.

- Y ¿de verdad te quieres casar?-preguntó él calmadamente, sin inmutarse ante el volumen de la voz de suhermana. Recetas de cocteles

Ginny abrió y cerró la boca varias veces tratando de articular palabras.

Si se había confundido cuando Ron le nombró helado, ahora no entendíaabsolutamente nada. ¿Acaso Ron le estaba preguntando si se quería casar conHarry? ¡Claro que se quería casar con Harry! Desde que tenía como 5 años. Esosiempre había sido claro, para ella y para los que la rodeaban. No entendía porqué Ron le preguntaba eso y encima de todo le daba rabia que una simplepregunta como esa con lo que debía ser una simple respuesta que ella sabía quepodía dar, esa preguntita la había tomado tan fuera de guardia que no sabía quepensar. No sabía que responder.

"¡Y encima se ríe!" Pensó Ginny al ver a Ron esbozando unasonrisa aún más grande. ¿Qué derecho tenía él de venir y poner su mundo decabezas? Bajó la cabeza y puso sus manos sobre su cara. Tenía que ser Ron elque venga a decirle cosas así. Ponerla a dudar.

 

- Gin -dijo Ron suavemente y posó una mano en las rodillas de su hermanita.Mientras ella estaba pensando él se había acercado y ahora estaba sentado en lasilla contigua- ¿De verdad quieres casarte y ser la señora de Harry Potter?-Preguntó él tomando su cara delicadamente para no dañar el fino maquillaje quetenía encima- ¿Quieres ser conocida el resto de tu vida por haberte casado conél? ¿No quieres intentar ser tu primero por un tiempo y luego ver qué pasa?

Ginny observó los ojos azules de su hermano y aunque quería ver algúnindicio de broma o algo, sólo vio sinceridad y deseo de protección. Él era lapersona que más la conocía. Ni siquiera Harry. Ron les llevaba a todos como 10años de ventaja en ese tema, él había sido su primer y gran amigo, la únicapersona que de verdad la entendía. Él único ser en el que ella no necesitabapalabras para comunicar sus miedos. Y es que ser la esposa de Harry Potter eratanto un deseo como un miedo.

Sabía que su vida cambiaría drásticamente ahora, que el mundo esperaría quesu primer objetivo sea siempre acompañar a Harry, pero ella era un espíritulibre. Siempre lo había sido. Y aunque sabía que Harry nunca le pediría dejarsus sueños por él, era algo implícito. En algún momento le tocaría sacrificarsus sueños y hasta su libertad para preservar y apoyar la vida de él. Y habíaaceptado ese detalle. Pero Ron vino a levantar la alfombra que ella tanvigorosamente había ubicado encima de esos miedos. Él y su fino arte de captarlo incaptable. Aún cuando parecía no saber en qué planeta estaba.

Ron vio ligeras dudas en los ojos marrones de su hermana querida yenseguida dio un salto, soltando bruscamente su cara y sus rodillas como siquemaran. Dio tres pasos alejándose de Ginny y se volteó para hablarle- No tepreocupes, yo hablo con todos. Con Harry también. La boda queda pospuesta y nosvamos a comer helado -sentenció él con absoluta resolución volviéndose a girary dirigiéndose hacia la puerta. Ginny se alarmó inmediatamente ante laspalabras de su hermano y se paró enseguida, corriendo ligeramente para alcanzarlas zancadas decididas de él.

- ¡Espera! -Chilló ella- ¿Cómo que la boda queda pospuesta? -Replicóalterada y lo cogió del antebrazo con un apretón firme- ¿Y qué demonios es éstaobsesión tuya con el helado? -preguntó ella de nuevo alterada y exasperada antelas incongruencias que decía su hermano.

Ron hizo una mueca ante la fuerza con la que su hermana lo tenía agarrado eintentó zafarse de la misma sin dar resultados. Finalmente con un suspiro largobajó su guardia. - Cuando éramos pequeños y nadie quería jugar con nosotros-empezó a relatar en voz baja como si quisiera volver a vivir ese recuerdo-íbamos a la cocina y le pedíamos a mamá helado ¿te acuerdas? -continuó él conlos ojos un poco nublados. Ginny soltó el antebrazo de su hermano al recordar,también ella tenía lágrimas en sus ojos ante el relato y sintió la necesidad devolver a sentir la protección que su hermano le daba, así que posó su mano otravez en el brazo de Ron. Esta vez para confort de los dos. - Desde entoncessiempre que nos sentíamos mal

- Comíamos helado -terminó Ginny. Ron asintió suavemente y la besó en lafrente.

- Era mi deber cuidarte -dijo Ron con la voz entrecortada por la emoción-Creo que ahora es deber de Harry. Eso ¿si es que aún te quieres casar con él?-Preguntó él- Aún no estamos tarde para ir a ver el helado -se apresuró adecir.

Ginny dio una carcajada y sacudió su cabeza. - Lo siento hermanito. Aún mecaso, aunque sea difícil y todo. Lo amo.

Ron asintió de nuevo y esbozó una tímida sonrisa, tomó aire ruidosamente yabrió sus brazos invitándola a un abrazo fraternal. Él siempre estaría allípara cuidarla y apoyarla en todo. Y aunque el futuro sería complicado ellos dosestarían ahí apoyándose unos a otros. Ron apretó un poco a su hermana en susbrazos, siempre había sido él el encargado de cuidar a la pequeña Gin, ahoradebía pasar esa responsabilidad y honor a otra persona.

Y aunque este pensamiento lo llenó de nostalgia, lo consoló saber que Harryera un buen hombre. Era su mejor amigo. ¿Quién mejor para confiarle a suhermanita?

- Me da pena por Harry -bromeó Ron. Ginny se soltó de sus brazos y logolpeó certeramente en el estómago. - ¡Ouch! Lo siento -se rindió Ron- pero lealegrará saber que lo quieres más que al helado.

Ginny sonrió al igual que él. Y juntos salieron después bajo el comando deHermione y Fleur a tomar sus puestos en la ceremonia.

Todos después siempre se preguntarían cual era la broma acerca del heladoque Ginny y Ron siempre recordaban entre ellos, Hermione lo descubriría en eldía de su boda y en cuanto a Harry

Él se enteraría eldía en que James nació.

˜FIN˜

AN: Bueno y ¿qué tal? ¿Les gustó? Nos vemos enlos comentarios.

Te quiere más que al helado - Fanfics de Harry Potter

Te quiere más que al helado - Fanfics de Harry Potter

Personajes: Ron Weasley, Ginny Weasley, HermioneGranger, Harry Potter. Autora: LexaLaneLK Autora: LexaLaneLK Te quiere más que al helado Te quiere más que a

potterfics

es

https://potterfics.es/static/images/potterfics-te-quiere-mas-que-al-helado-fanfics-de-harry-potter-4466-0.jpg

2023-02-27

 

Te quiere más que al helado - Fanfics de Harry Potter
Te quiere más que al helado - Fanfics de Harry Potter

MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://potterfics.com/historias/51511
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente